«A nena ten máis posibilidades de contaxio na casa que na gardería»

Cientos de niños están volvieron a sus guarderías en la Costa da Morte y lo hacen con todas las medidas de seguridad


carballo / la voz

Carmen Reigía, de 2 años, volvió el viernes a la escuela infantil de As Landras, en Carballo, aunque solo dos horas. Ayer ya estuvo cuatro, casi la jornada completa. Le costó volver. «Foron moitos meses na casa, pegada a mamá», dice su madre, Sara Abelenda. Cientos de niños están volvieron a sus guarderías en la Costa da Morte y lo hacen con todas las medidas de seguridad. «Estou moi tranquila, é unha marabilla. A nena ten máis posibilidades de contaxio na casa que na gardería», dice Sara Abelenda.

Explica que está «moi ben montado», que los padres no pueden entrar, que los niños tienen que cambiarse el calzado con el que llegan de la calle y otra serie de medidas como las aulas burbuja y la desinfección constante.

De hecho, un reflejo de la tranquilidad de los padres, o de su necesidade de conciliación, es la lista de espera que hay en numerosas escuelas infantiles públicas, sobre todo en las de Carballo, pero también en Coristanco, Malpica e incluso en Zas.

Los responsables de las escuelas infantiles, tanto públicas como privadas, han centrado sus esfuerzos en ofrecer a los niños menores de 3 años un entorno seguro. La misma intención es la que tienen los equipos directivos de los colegios de infantil y primaria, donde el curso arrancará el jueves.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

«A nena ten máis posibilidades de contaxio na casa que na gardería»