La cara de la solidaridad ante el virus

La parroquia de Carballo reparte carteles con la iniciativa «Tu vecino de apoyo», para la colaboración mutua y hay varias líneas abiertas para atender situaciones de aislamiento


Carballo / La Voz

En la jornada de hoy, 19 de marzo, Día del Padre, la parroquia de Carballo debería estar en ebullición con las habituales (y numerosas) primeras comuniones, que reúnen cada año a decenas de niños y centenares de familiares. Pero lo único que habrá es una puerta abierta y algún goteo de fieles, como estos días. A unos metros, en el despacho parroquial y el de Cáritas, empieza a funcionar la campaña Tu vecino de apoyo, que promueve la fraternidad y la solidaridad. Consiste en la colocación de un cartel en los portales de los edificios, «con la idea de que el vecino voluntario lo coloque en su portal. De este modo, los más vulnerables, mayores, solos o enfermos podrán contar con una persona de referencia que les pueda ayudar en cuestiones básicas», explican desde la entidad. Es muy sencillo: hay un recuadro rojo en el que quien lo desee escribe su nombre y su contacto, para que los demás soliciten su ayuda. «Porque la caridad no cierra», se lee al final de esa nota.

Esta es una iniciativa más, de tantas, que inicia la parroquia de Carballo y después se extiende a otras. Además, está a punto de empezar la nueva «parroquia virtual» con datos y enlaces para quien desee ver determinadas celebraciones religiosas.

Además de carteles, en la entidad también atienden constantemente el teléfono para todo tipo de llamadas, generalmente vía Cáritas.

La solución del teléfono es la que más se está extendiendo. Precisamente el Concello de Carballo recuerda que quienes sepan de personas que vivan solas, sobre todo mayores o vulnerables, pueden dar aviso al área de Servizos Sociais, en el 981 704 706. En este departamento también existe un servicio de entrega de alimentos y medicamentos para mayores o en situación de riesgo, además de atención psicosocial y psicológica.

En el Concello de Cee han puesto en marcha el Servizo contra a soidade, con cuatro teléfonos de contacto: 981 745 100, en los servicios sociales, de 9.00 a 13.00, y el resto de las horas tres móviles: 663 523 250, además de los terminados en 206 y 205. Son los de la alcaldesa, Margot Lamela, y otros dos concejales de su grupo. En el anuncio del servicio se le explica a los vecinos que, en momento de «incerteza, de novas rutinas», es necesario hablar con alguien, para tener apoyo y asesoramiento. Y de eso se trata, de intentar resolver infinidad de cuestiones, no solo las relacionadas con la soledad, como explica la regidora. Pese a que esto funciona desde hace poco, ya ha habido que mover medios para proporcionar medicamentos, ayudas en las salidas, vecinos que justificadamente (razones médicas) sí tienen que salir a la calle... O simplemente para hablar. «Algún pregunta que canto vai durar isto», indica la alcaldesa. Y eso que apenas han pasado cinco días.

En Muxía también se encargan de ayudar, al teléfono o como sea necesario, desde llevar la compra hasta ir a la farmacia o atender a quienes han llegado de fuera y ni siquiera pueden hacer la compra, porque guardan una especie de cuarentena por precaución. Quitando las necesidades básicas, «tamén se fai un pouco de psicólogo», señala el regidor, Iago Toba, ya que cada vecino tiene sus propias circunstancias. «A soidade tamén hai que axudar a combatila», indica Toba.

En Malpica arranca un servicio de colaboración con personas en riesgo de vulnerabilidad. Está destinado «a persoas con problemas de saúde, mobilidade ou idade avanzada que estean sós e non dispoñan de apoio familiar. Tanto para a provisión de alimentos como de medicamentos», según explican desde el Concello. Todos los usuarios deberán atender «todas as recomendacións de seguridade establecidas para a situación de alerta, e deberán seguir as instrucións que reciban do persoal dos servizos municipais». Para contactar, al 981 720 280 de 9.00 a 14.00 horas.

Las imágenes desde la ventana, casi una terapia en Dumbría

Dentro de las muchas maneras en las que los concellos tratan de ayudar a sus vecinos, en Dumbría han sacado adelante una muy curiosa, y que además es única en la zona.

Ellos mismos la definen así: «Nestes días que estamos a vivir, temos que manter a calma, a tranquilidade e o sentido común. Debemos facer caso das recomendacións de saúde pública e quedar na casa. Responsabilidade! Tamén debemos manternos ocupados. Compartimos coa veciñanza imaxes, vídeos, do que estamos a facer desde as nosas casas, do que se ve desde as nosas fiestras; o que se ve mirando cara fóra, pero tamén mirando cara dentro. Animádevos a publicar as vosas cos cancelos #dumbríadendeunhaxanela e #dendeamiñaxanela e compartirémolas nas nosas redes».

La medida, de momento, ya ha tenido respuestas, con imágenes particulares que pueden verse en las redes del Concello. Y en breve llegarán más iniciativas, en las que ya están trabajando. Entre ellas, crear grupos de WhatsApp para atender a personas que no tienen redes sociales, pero si esta aplicación. Todo esto surgió a raíz del teletrabajo del personal municipal: una idea (y las ganas de ayudar) fue llevando a otra, y el proceso no se ha detenido. Por supuesto, y como la inmensa mayoría de concellos de la zona, desde el ámbito de Servizos Sociais atienden de manera telefónica en el 981 744 001 de 9.00 a 14.00, y fuera de ese horario, en el 666 450 658.

Aunque no es exactamente una acto de ayuda, sí sirve de distracción y alegría ver que cada día, a la hora de los aplausos, algún vecino de Carballo (y otros) pone a todo volumen canciones con letras estimulantes: desde el Resistiré hasta otras de Manuel Carrasco o Antonio Orozco.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

La cara de la solidaridad ante el virus