Elisa González Botana, A Vella de Neaño, condenada a 6 años y 9 meses de prisión por tráfico de drogas

Así lo acordaron la defensa y la Fiscalía antes de la celebración del juicio en la Audiencia Provincial de A Coruña


Carballo / La Voz

«Sí, sí». Con esta escueta respuesta Elisa González Botana, conocida por A Vella de Neaño, y vinculada al Clan de Neaño, reconoció ante el tribunal de la sección segunda de la Audiencia Provincial los delitos de pertenencia a grupo criminal, tráfico de drogas que causan grave daño a la salud, tenencia ilícita de armas y delito de atentado, que suman 6 años y 9 meses de prisión y una multa de 100.000 euros. Y eso que la Fiscalía solicitaba por todos estos hechos, 13 años y medio de prisión para esta mujer, de 81 años, que acumula con esta cuatro condenas en firme (las anteriores son de 1998, 2010 y 2014), todas ellas por tráfico de estupefacientes.

Elisa González Botana, que acudió al juicio en silla de ruedas y acompañada por un sanitario y dos agentes de la Policía Nacional, fue sentenciada por la operación Restore, llevada a cabo por la Guardia Civil en noviembre del 2015, y que finalizó con la aprehensión de 7 kilos de droga, 4 de ellos de heroína, en el que fue el mayor alijo de esta sustancia en Galicia en el 2015. Además fue condenada por tener un revolver de la marca Astra, con el que amenazó a los agentes que acudieron a su domicilio para proceder a su arresto.

A Vella de Neaño no fue la única condenada por la Audiencia Provincial, toda vez que en la operación Restore fueron arrestadas otras siete personas, una de ellas ya fallecida.

Todos los encausados acudieron a la Audiencia Provincial, aunque solo para ratificar su implicación en los hechos.

Lectura del fallo

Tanto la Fiscalía como el tribunal leyeron las condenas a aplicar a cada uno de los enjuiciados, toda vez que los abogados Manuel Ferreiro, Miguel Ferreiro y Jaime Novo (este último del despacho Víctor Bouzas Galván), habían acordado previamente con el Ministerio Público la reducción de las penas para sus clientes, alegando dilaciones indebidas (plazo prolongado de tiempo para enjuiciar una causa) y, en el caso de cuatro de los condenados, adicción a las drogas. De hecho, de un escrito de acusación que incluía penas de entre 6 y 13 años y medio de prisión, se pasó a condenas de entre 2 años y 10 meses y 6 años y 9 meses de cárcel.

Junto a Elisa González Botana, todavía en prisión por otra causa que tiene pendiente de juicio, fueron juzgados en la Audiencia Provincial otras seis personas. Cesáreo Torres García fue sentenciado a 2 años y 10 meses y le fue aplicada una multa de 10.000 euros «como cómplice por tráfico de drogas». A José Manuel Pena Cebey le impusieron cinco años de cárcel y una multa de 300.000 euros. A Alfredo Varela Ameijeiras, cinco años y 11 meses de prisión y 300.000 euros de sanción económica. A Bruno García García, que continúa en Teixeiro, 3 años y 3 meses de cárcel y una multa de 100.000 euros. A María Emilia Silva Iglesias le cayeron 3 años y 6 meses y le fue aplicada una multa de 1.500 euros. Y a Mihail Ionita, 3 años y 3 meses y una multa de 1.500 euros.

El tribunal decretó la destrucción de la droga incautada en la operación Restore y los utensilios empleados para su manipulación, así como el decomiso definitivo de teléfono móviles, tablets, ordenadores y dos vehículos (un Renault Megane y un Toyota Verso) empleados en el transporte de droga desde Pontevedra, Madrid y Portugal a la Costa da Morte.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Elisa González Botana, A Vella de Neaño, condenada a 6 años y 9 meses de prisión por tráfico de drogas