La plataforma contra los eólicos de tres municipios marchó en señal de protesta

Santiago Garrido Rial
s. g. rial CARBALLO /

CARBALLO MUNICIPIO

BASILIO BELLO

Casi 100 personas participaron en una caminata de nueve kilómetros por Vilela de Entrecruces, Seavia y Castriz

13 oct 2018 . Actualizado a las 05:00 h.

Casi un centenar de personas participaron ayer en la marcha contra los futuros parques eólicos de Bustelo, Campelo y Monte Toural, que afectan a los municipios de Coristanco (23 aerogeneradores, en la parroquia de Seavia), Carballo (dos, cerca de Vilela de Entrecruces) y Santa Comba (otros dos, en Castriz). El proyecto incluye pistas, estaciones colectoras o la línea de alta tensión.

Los participantes en la marcha recorrieron todos los lugares en los que estarán los molinos, empezando en Vilela, sobre las 10.00 de la mañana, y terminando en la fervenza de Castriz, no lejos de donde habrá dos aerogeneradores, sobre las 13.00 horas. No fue una ruta fácil, ya que los nueve kilómetros y medio por tierras altas hubo que realizarlos en medio de lluvia, frío y viento. Aun así, la participación fue buena. En cada zona se iban uniendo los vecinos, por los lugares de Abelenda y Mira, sobre todo. Junto a la fervenza había más esperando.

Los caminantes portaban numerosas pancartas y consignas en un acto reivindicativo organizado por la plataforma que aglutina el rechazo a las nuevas instalaciones (y que ya dio cuenta de ello en el pleno del mes pasado en Carballo), y que contó con la colaboración de Senda Nova. También estuvieron los afectados por otros planes eólicos de la comarca de Ordes.