Una narcotraficante de 78 años recibe revólver en mano a la Guardia Civil

Agentes carballeses detuvieron a siete personas en la comarca de Bergantiños


Carballo / La Voz

Agentes de la Policía Judicial de Carballo, del área de investigación de Vimianzo y del SIR de la Comandancia de A Coruña detuvieron en la mañana de ayer a Elisa González Botana, de 78 años, y conocida por las fuerzas del orden de la Costa da Morte como la matriarca del clan de Neaño. La septuagenaria recibió a los agentes en la puerta de su casa, situada en O Carrizal (Coristanco) con un revólver en la mano. Uno de los agentes hizo un disparo al aire, de intimidación, para, posteriormente, reducirla.

En esta operación antidroga, la Guardia Civil detuvo a otras seis personas, cinco hombres y una mujer, todos ellos residentes en Bergantiños. En los numerosos registros efectuados en varios domicilios de la comarca los agentes lograron incautarse más de siete kilos de droga: cuatro de heroína, tres de marihuana y 600 gramos de cocaína. De hecho, para los investigadores el Clan de Neaño es el principal punto de venta de heroína de la Costa da Morte y uno de los de referencia en la comercialización de estupefacientes. Esta banda adquiría la mercancía en Portugal, el sur de la provincia de Pontevedra y en Madrid, a donde viajaba de forma asidua para la compra de narcóticos.

Además, en los registros, las fuerzas del orden requisaron 14.000 euros en metálico, dos armas de fuego, documentación, teléfonos móviles y varios vehículos. Esta operación policial, denominada Restore, está relacionada con tres detenciones que se produjeron en los últimos días en Ponteareas, que concluyó con la aprehensión de cuatro kilos de heroína. La operación, que comenzó hace más de medio año, continúa abierta y no se descartan nuevas detenciones en las próximas horas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
34 votos
Comentarios

Una narcotraficante de 78 años recibe revólver en mano a la Guardia Civil