Carballo / La Voz

Las posibilidades de ocio no se van con los rayos de sol de agosto, ni mucho menos se acaba el disfrute en la Costa da Morte en sus paisajes al aire libre, abundantes y variados. Una lista considerable de museos puebla esta comarca, cifra que se incrementa al incluir centros de interpretación y espacios expositivos de la talla del faro Vilán de Camariñas, donde precisamente acaba de mudarse la muestra instalada: toca ahora Garabatos, de Xula Ferro. De cabo a rabo, desde Cerceda hasta Fisterra, hay opciones bien válidas para pasarse más de una tarde y más de una mañana. Septiembre es un mes que se presta a ello. Muchas de estas instalaciones conservan todavía -al menos durante la primera quincena- el horario de verano, por lo que, quien no lo haya hecho ya, no debería dejar la comarca sin pasar por el Ecomuseo Forno do Forte de Buño para conocer los entresijos de la olería, o por el dolmen de Dombate, en Cabana, catedral del megalitismo de Galicia, a la que se acercaron más de 12.100 personas en los dos últimos meses. Son concepciones muy distintas de museos, acercamientos a la historia de diferente modo. Del pasado también habla el castillo de Vimianzo, donde a la fortaleza se añade artesanía en vivo, o las Torres do Allo, en Zas, ejemplo de vida noble que bien merecería formar parte de la cabeza del ránking de centros visitables. Vivió además un verano de éxito.

La Costa da Morte es mar y quizás resulte posible conocer mejor qué ha deparado y cómo se ha trabajado y trabaja visitando puntos como el Arquivo da Pesca de Caión o como el Museo da Pesca de Fisterra. Del escandallo partió casi todo y nadie lo cuenta como Alexandre Nerium. Larga historia atesoran estas aguas y también Laxe aporta su grano de arena con un centro cultural que ha ido ganando en vida en los últimos tiempos, el Museo do Mar. Tanto tira el Atlántico que el anacoreta Manfred Gnändinger, Man de Camelle, lo eligió para vivir a su lado y para crear una obra libre. Ya fallecido, es el museo que lleva su nombre el que guarda parte de sus trabajos. En el mismo municipio, Camariñas, el Museo do Encaixe exhibe una artesanía milenaria, y necesarios son también el Museo de Bergantiños en Carballo, o el Museo Fernando Blanco de Cee. Con gran ilusión tiene abiertas sus puertas el Museo Etnolúdico de Galicia, el Melga del Ponteceso, templo de juegos tradicionales. De quedar horas, valdría la pena conocer el Museo de Asunción Antelo en Coristanco o, también, al do Moucho de Cerceda, entre otros.

Diez museos, en detalle

Arquivo da Pesca de Caión. En temporada de verano, abre los sábados de 12.00 a 14.00 y los domingos, de 19.00 a 21.00. El resto del año, los domingos, de 17.00 a 19.30. Los Muíños de Golmar, por su parte, se abren para visitas ya concertadas.

Ecomuseo Forno do Forte de Buño. Templo del oficio oleiro, tradición milenaria. Mantiene el horario de agosto: de martes a sábado, de 11.00 a 14.00 y de 16.00 a 19.00 horas. Los domingos, de 10.00 a 14.00 horas. El Ecomuseo Forno do Forte cierra los lunes.

Dolmen de Dombate, en Cabana. Septiembre sigue considerándose mes álgido. Hay visitas guiadas todos los días, de lunes a domingos: de 11.00 a 14.00 y de 16.00 a 20.00. Los recorridos con guía son cada media hora, con un total de 14 al día.

Museo de Bergantiños. Carballo y mucho más. Cierra los lunes. Por las mañanas, de martes a sábado, abre de 11.00 a 14.00 horas. Por las tardes, de martes a viernes, abre de 16.30 a 19.30. Los domingos de feria, abre de 11.00 a 14.00.

Museo Etnolúdico de Galicia (Melga), en Ponteceso. Hasta el día 15, de lunes a viernes, abre por las mañanas: de 09.00 a 14.00. Para los sábados y domingos (de 10.00 a 14.00), con cita previa (grupo mínimo 20 personas). Se hacen asimismo visitas guiadas con reserva previa.

Museo do Mar, en Laxe. Como en otros museos, el horario cambiará a mediados de septiembre. Así, hasta el día 15, se puede visitar ahora de lunes a viernes de 12.00 a 14.00 horas. Del 15 de septiembre en adelante, será de 13.00 a 15.00.

Castillo y Batáns do Mosquetín, en Vimianzo. Los Batáns mantienen su horario. El castillo, hasta el 17, también: de 10.30 a 14.00 y de 16.00 a 20.30 horas. A partir del día 17 pasa a ser de 10.30 a 14.00 y de 16.00 a 19.00 horas. Alberga artesanía en vivo.

Museo Fernando Blanco, en Cee. Dosis de historia y conocimiento de y sobre el filántropo Fernando Blanco. En este mes de septiembre ya iniciado estará abierto de martes a sábado en el siguiente horario: de 10.00 a 13.00 y de 17.00 a 19.00 horas.

Museo da Pesca, en Fisterra. Abre todos los días, de 11.00 a 14.00 y de 16.00 a 20.00 horas. El guía Alexandre Nerium es gran parte del alma de este museo y, hasta el 15, le ayudan dos personas. Después se queda él solo, con el mismo horario.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Septiembre de museos en la Costa da Morte