A Laracha resiste a la despoblación a base de invertir en nivel de vida

El desarrollo del polígono industrial es uno de los principales hitos


carballo / la voz

El puerto de Langosteira ha cambiado muchas cosas para los laracheses. El Concello mantiene una estrecha relación con Arteixo, tras varias escuelas taller conjuntas, y al dúo se ha sumado Carballo. El tema del empleo es uno de los que más preocupan a los alcaldes de la zona y el de A Laracha ha decidido afrontarlo formando un triunvirato, un eje de polígonos industriales con Langosteira como punta de lanza. Por eso los tres alcaldes mantuvieron un encuentro con el responsable de Industria.

El acuerdo viene a colación de la necesidad de que en el instituto haya FP, una de las carencias de A Laracha en cuanto a servicios. Los alcaldes, con José Manuel López Varela a la cabeza, pretenden que las especialidades se adecúen a las demandas de los empresarios.

El regidor larachés considera que estos tres años fueron decisivos para los servicios públicos y para el asentamiento de empresas. La finalidad de todo ello es mantener la población. Antes de la crisis, el municipio creció, pero ahora va a la baja, con muchas defunciones, por lo que es fundamental que A Laracha resulte atractiva para las familias y las empresas.

Inditex ha sido un balón de oxígeno y ha hecho el polígono un poco más atractivo. A Laracha ha perdido muchas empresas por los precios y las condiciones frente a parques como Carballo. Las numerosas gestiones comienzan a dar frutos.

Lo logrado 

El gran éxito de este mandato es, sin duda, la instalación de Inditex en un parque empresarial al que le costó arrancar, pero para el que ahora no hay más que buenas noticias. Otras de las cosas positivas tiene que ver con las modificaciones del plan urbanístico, que han permitido la ampliación del PAC y que también darán más espacio tanto al colegio Otero Pedrayo como al instituto Agra de Leborís, aunque en el caso del centro de infantil y primaria la Xunta todavía no ha construido todas las unidades necesarias. Asimismo va adelante la construcción de un edificio sociocultural donde estaba el campo de fútbol de Caión. La ampliación de la depuradora y las sendas peatonales a lo largo de la AC-552 son otras de las mejoras conseguidas para todos los vecinos.

Lo que falta

Al gobierno local de A Laracha le queda poco que hacer para cumplir con los compromisos electorales de hace cuatro años, pero hay cosas que no han podido ser. Es el caso de la farmacia de Paiosaco, debido a la pérdida de población. La localidad está cada vez más lejos de los 1.500 habitantes necesarios para poder acceder al servicio. De hecho, aunque no de forma acusada, A Laracha también pierde población. La revitalización del sector pesquero de Caión también sigue pendiente, a pesar de las fuertes inversiones realizadas. La realidad es que apenas hay actividad. Tampoco a nivel turístico el municipio logra arrancar. Faltan infraestructuras, sobre todo porque la presencia de visitantes en Caión es muy estacional. Asimismo está pendiente que el instituto Agra de Leborís tenga algún curso de FP, una demanda muy antigua.

«No que queda de 2018 imos contratar obras por valor de uns tres millóns de euros»

Estos tres años han sido muy buenos para A Laracha. Así lo ve el alcalde y lo cierto es que las obras y mejoras se cuentan por decenas. De hecho, están en ejecución trabajos tan importantes como la ampliación del PAC, las sendas que unen Paiosaco con el límite con Carballo, la ampliación de la depuradora o incluso la tramitación para el centro social de Caión, que incluirá el traslado de la cofradía, liberando un edificio singular que acoge el museo y el archivo histórico.

López Varela calcula que le quedan por contratar mejoras por valor de tres millones de euros. «Quedan obras na zona urbana e na zona rural para a mellora dos servizos para a poboación, son actuacións importantes», a cuya tramitación tiene que dedicar buena parte de su personal administrativo.

Además, de aquí a diciembre salen a concurso concesiones muy importantes como el ciclo del agua, la recogida de basura, el alumbrado público y el mantenimiento de jardines..

Presume el regidor del buen estado de las cuentas municipales y se prepara para dedicar el dinero sobrante de ejercicios anteriores a distintos proyectos. No podrá acometer, según reconoce, el plan de eficiencia energética, que es muy importante para el municipio y para el que necesita fondos de otras Administraciones.

Para José Manuel López Varela, es fundamental «ofrecer máis oportunidades para os veciños», sobre todo por lo que se refiere a temas como el empleo, pero también a los servicios sociales.

Asimismo, está satisfecho de lo realizado en materia de cultura y también de patrimonio. En este sentido destacó que ha quedado atrás el problema de humedades que ha sufrido la iglesia de Caión, donde se ha mejorado la plaza.

Considera el regidor que son muy importantes las pequeñas mejoras, sobre todo en la zona rural, muchas de ellas asumidas con fondos municipales. Recuerda que en A Laracha hay multitud de núcleos y, por supuesto, miles de kilómetros de vías que es necesario mantener en buen estado.

También se enorgulleció del cumplimiento que está habiendo de la ley de incendios, ya que se han abierto muy pocos expedientes en el municipio, sobre todo en lo relativo a carreteras.

«Moitos proxectos estaban nas nosas mocións»

El portavoz del BNG de A Laracha, Xoán Manuel Sande, destaca el importante apoyo que la Diputación está prestando al Concello de A Laracha. «No próximo boletín imos expoñer como se incrementaron as achegas feitas neste mandato».

Además del apoyo provincial, cree que mucha de la responsabilidad de cuestiones que funcionan en A Laracha se debe precisamente al BNG. Recuerda que hace años que están hablando de la necesidad dotar el polígono con un vivero de empresas para apoyar la creación de industrias. De hecho, señala el portavoz que «moitos proxectos estaban nas nosas mocións. Eles as rexeitan e logo toman nota». Destacó también en este sentido que ahora se construirán las aceras de la calle Eusebio Bértoa, algo que vienen reclamando desde hace años los nacionalistas.

Además, señala el portavoz del BNG que la ampliación del PAC no supone un incremento del servicio y aseguró que hay necesidad de un odontólogo.

Una las quejas es el incumplimiento del la ley de Memoria Histórica, en Caión, donde hay una calle y dos travesías dedicadas a Carrero Blanco.

El concejal insistió en el caso, que fue archivado, sobre el pago de una obra, de la rectoral de Golmar, que ocurrió en el 2011, «pero se coñeceu neste mandato».

La necesidad de que haya ciclos de FP en el instituto y que se realice la segunda fase del edificio de infantil en el Otero Pedrayo son las principales demandas a nivel educativo.

Falta de experiencia y de actividad

El PSOE lo tiene bastante complicado en A Laracha. Han pasado tres años y el portavoz del grupo mantiene su falta de experiencia y su escasa actividad política. Al concejal Eladio Verdía le queda un año para intentar que los vecinos conozcan el trabajo que ha realizado. Le preocupan especialmente el empleo y la educación. No resulta demasiado crítico.

Expulsado de TeGa por una condena

El caso de Antonio Antelo ha sido el único que se ha salido del guion de este mandato en A Laracha. Fue condenado por cuestiones personales y Terra Galega lo expulsó. Su actividad política es muy escasa, por lo que tampoco resulta molesto para el equipo de gobierno. Su línea ideológica es bastante parecida a la del PP, por lo que no hace oposición.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

A Laracha resiste a la despoblación a base de invertir en nivel de vida