Críticas al gobierno de Malpica por quitar la bandera LGTBI de la casa consistorial

Melissa Rodríguez
Melissa Rodríguez CARBALLO / LA VOZ

CARBALLO

PSOE DE MALPICA

Algunos vecinos y desde el PSOE local destacan la importancia de visibilizar y apoyar al colectivo en estos momentos difíciles

15 sep 2021 . Actualizado a las 16:20 h.

La bandera LGTBI ya no luce en la casa consistorial de Malpica. El nuevo gobierno formado por el Partido Popular y el edil no adscrito Alfredo Cañizo ha decidido quitarla. Algunos vecinos y desde el PSOE local ya han manifestado su malestar al respecto al considerar que en estos momentos difíciles para el colectivo es muy importante visibilizarlo y apoyarlo. 

 «Volven a censura e a ocultación», expresaron los socialistas en un comunicado, en el que lamentan que la primera decisión del PP tras «o asalto á alcaldía» sea esta. Cabe recordar que la moción de censura que echó al partido obrero y a los nacionalistas del poder se llevó a cabo el pasado día 3. «Preguntámonos cantos anos vai retroceder este concello co novo bipartito», sostiene el exalcalde Walter Pardo, que defiende el derecho de las personas a «ser e sentir libremente», a la vez que les muestra su «total apoio hoxe e sempre». El portavoz del grupo municipal recordó, asimismo, que hasta el pasado 31 de julio se registraron en España 748 delitos susceptibles de ser calificados como de odio.

Otras críticas se pudieron leer en las redes sociales por parte de algunos residentes. Por su parte, el regidor conservador Eduardo Parga se defendió explicando que no actuaron con «mala fe», sino porque entienden que «hai unhas datas sinaladas para reivindicar estas causas, sen necesidade de estar a bandeira posta todo o ano. Se non, tamén habería que poñer máis doutra índole, porque, por que esta si e outras non? Xa botou moito tempo, non foi por outra cousa». El popular reiteró su apoyo «sempre a este tipo de reivindicación», pero también destacó que «non eres mellor por ter unha bandeira senón polos actos». «Agora queren facer disto unha polémica aproveitando o momento do cambio de goberno», sentenció.