Los equipos femeninos de la Costa da Morte preparan el arranque liguero en Segunda

FÚTBOL AUTONÓMICO | Bergantiños y Cee van a por todas, el Cerqueda se estrena y el Paiosaco es baja


carballo / la voz

Otra liga más sénior está a punto de despegar. Se trata de la Segunda gallega femenina en la que el Bergantiños es el máximo representante de la zona luego de llevar ya varias temporadas compitiendo. El Cee debutó en el período 2019-2020, al igual que el Paiosaco, que causará baja este año debido a la pandemia. En contraposición, se estrenará el Cerqueda.

Como ya sucedió en otras competiciones, la Segunda División tendrá un formato distinto a anteriores años motivado por la delicada situación sanitaria que vive el país. De inicio, serán más grupos, siete en lugar de cuatro, con un total de 38 conjuntos y siguiendo el criterio geográfico. Así, los equipos de Carballo y Malpica estarán encuadrados en el B junto a otros cuatro: el Pastoriza, el Xuventude de Crendes, el Órdenes y el Eirís. Serán seis en total. Por su parte, el Cee formará parte del C, que se compone de cinco formaciones con el As Miúdas, el Noia, el Victoria FC C y Amio.

Habrá dos fases. La primera consistirá en una liguilla a doble vuelta con diez jornadas para el Bergantiños y el Cerqueda y ocho para el Cee. Los primeros clasificados de cada grupo así como el mejor segundo por coeficiente de deportividad pasarán a la segunda, donde pelearán por dos plazas de ascenso a Primera. Para ello se disputarán cuatro semifinales y dos finales por sorteo y a partido único. La liga comenzará el segundo fin de semana de este mes y concluirá el 27 de junio para los equipos que consigan llegar al escalón final.

El Cee femenino, en una imagen de archivo
El Cee femenino, en una imagen de archivo

«Foi todo moi rápido», comentaron tanto el presidente del Cerqueda, Héctor Castro, como el entrenador del Cee, Rafa Suárez, en referencia al anuncio del arranque de la Segunda gallega. También el técnico del Bergantiños, Gueli Cotelo, lamentó no poder tener más tiempo para disputar partidos amistosos. Por su parte, el máximo mandatario del Paiosaco, Carlos García, explicó que han sido las propias jugadoras las que han determinado no salir a competir por el miedo a las consecuencias del virus bien sea en los trabajos o en la salud de las mismas o de las personas más allegadas.

Todavía no se conoce el calendario, aunque los conjuntos esperan saber pronto el orden de sus rivales. Deberán hacer pruebas del coronavirus cada 15 días (la Real Federación Galega de Fútbol les subvenciona la mitad siempre que sean de antígenos) y el uso de la mascarilla será voluntario, aunque muchas jugadoras optarán por jugar con ellas, si bien en los entrenamientos los usan todas por protocolos de los clubes.

Amistosos

El Cerqueda disputó el pasado domingo su primer amistoso del año. Recibió en Xaviña al Portazgo, que no saldrá a competir este año en categoría sénior, y en el formato de fútbol 8 se impusieron por 1-0 con el gol de la cadete malpicana Paula Veiga. Por su parte, el Bergantiños recibirá este domingo en As Eiroas a las 19.15 horas al Xuventude de Crendes.

El Bergantiños es el equipo que más tiempo lleva entrenando. Fue en el pasado mes de septiembre cuando decidió arrancar la preparación «por demanda das futbolistas e confiando en que habería competición». Cee y Cerqueda, en cambio, comenzaron las sesiones el pasado mes, si bien alguna jugadora malpicana ya acudía a tecnificación: «O parón nótase», asegura el míster de la formación ceense.

Las plantillas de Carballo y Cee se mantienen y la de Malpica es muy joven

El Cee y el Bergantiños mantendrán el bloque de la plantilla y cuentan con una veintena de jugadoras. Por las carballesas es baja la centrocampista Vimi, por enfermedad, y la defensa Ali, de Betanzos. Al contrario, se incorporan la portera coruñesa Andrea Amil y la defensa María Souto, de Cabana. De otro lado, en el Cee no continúan las camariñanas Lucía Brión, en la zaga, y Laura Garrote, en la banda derecha de ataque, por motivos vinculados al covid. Llegan Sara Cubelo, del Noia, para la banda, y la defensa Lucía Facal, de Fisterra.

El Paiosaco busca entrenador

Por su parte, el Cerqueda, dirigido por el coruñés Jorge Guillamet, cuenta con 16 futbolistas muy jóvenes, siendo la gran mayoría de la localidad. El Paiosaco ya trabaja en la planificación de la próxima temporada, en la que espera contar de nuevo con casi todas las jugadoras (alguna sigue entrenando en A Porta Santa), aunque ya sabe por adelantado que el hasta ahora entrenador David Castro, de Carballo, no podrá continuar.

En el grupo B, el Pastoriza y el Xuventude parten como favoritos al título, mientras que en el C, el Victoria FC C y el As Miúdas son los claros candidatos. Así lo ven Cotelo y Suárez, que van a por todas con sus equipos. El Cee, en su año de debut, iba tercero en el grupo 3 en el momento que se suspendió la competición por el covid. El Bergantiños marchaba cuarto en el 1, a tan solo tres puntos del líder. El Cerqueda, que es el novato, buscará «que as xogadoras se adapten á categoría e, sobre todo, gozar da mesma», dijo Héctor.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Los equipos femeninos de la Costa da Morte preparan el arranque liguero en Segunda