Guardia Civil y Protección Civil peinan la comarca para dar con el desaparecido de Baio

Allegados de Manuel Rodríguez preparan una batida para mañana


Carballo / La Voz

Su teléfono móvil personal continúa sin estar operativo. Lleva inactivo desde las seis de la mañana de este jueves. Tampoco se ha visto por ningún lugar de la Costa da Morte, ni en otras localidades próximas, como Santa Comba, el Daewoo de color azul, con placas de matrícula 4536-CPS, con el que, supuestamente, Manuel Rodríguez Eiroa, Manolo de Gavín, también conocido por Manolo do Piñeiro, se marchó de su casa de Baio a primera hora de la mañana de este jueves para acudir, en teoría, a su puesto de trabajo como transportista en la empresa Ramos, situada en el polígono de O Allo, y a la que nunca se llegó a incorporar.

Antes de que se desactivara el teléfono móvil, Manuel Rodríguez, de 54 años, se fue a un cajero y retiró 40 euros y realizó una transferencia bancaria on-line de unos 700 euros a favor de un allegado directo, dejando el saldo de la cuenta a cero.

Se sabe también que cogió algo de ropa y la metió en una mochila, que cogió un cargador de su móvil particular y que el de la empresa apareció en el camión con el que suele hacer las rutas. También se dejó en casa la medicación que toma habitualmente para el corazón.

En la jornada de ayer, agentes de la Guardia Civil y voluntarios de Protección Civil peinaron toda la costa, desde Fisterra hasta Razo, y las pistas forestales de todo el término municipal de Zas. Incluso se realizó la ruta que suele hacer a diario Manuel Rodríguez entre Muros y Santa Comba, incluidos algunos ramales próximos, pero sin éxito.

Por otra parte, allegados del desaparecido están coordinado una batida que, en principio, se llevará a cabo mañana por la mañana en hora todavía pendiente de concretar.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Guardia Civil y Protección Civil peinan la comarca para dar con el desaparecido de Baio