«O que recomendo para volver facer deporte agora é ter sentidiño común»

ATLETAS DEL ATLÁNTICO | Sanitaria y atleta actualmente lesionada, llama a la responsabilidad en esta desescalada. Sheyla Recarey es también edila y teniente de alcalde en Cabana


Redacción / La Voz

A los asiduos a las citas del circuito Correndo pola Costa da Morte quizás les suene la cara de Sheila Recarey Varela (Canduas, Cabana, 1986). Sus pies, además de por el entorno de Dombate, han corrido por Camariñas, Vimianzo, Corme, Ponteceso, Corcubión o A Coruña, aunque como ella misma incide, «algúns andando rápido ao mellor corren máis ca min». Con esto quiere decir que su participación en estos encuentros tiene únicamente finalidad lúdica y participativa, «polo bo ambiente e como pasatempo», nada de competición. De hecho, tiene oído muchas bondades de la carrera de Carnota («din que é unha das máis bonitas, pero tamén unha das máis duras»), en la que de momento no ha tomado parte porque lo de correr por la arena le da respeto y cree que debería de estar más preparada.

Pilates -fue monitora una época-, entrenamiento personal, gimnasio y piscina también están entre las aficiones de esta cabanesa, por más que una lesión, trocanteritis, la mantiene ahora más apartada de lo que le gustaría de la actividad física. Eso y, por supuesto, el confinamiento a causa del covid-19, un asunto del que Recarey también puede dar buena cuenta en tanto que lo vivió en primera línea desde el hospital Virxe da Xunqueira de Cee, donde trabaja como enfermera eventual desde el 2014, actualmente en el servicio de Urgencias. «Aquí houbo casos, pero non a saturación doutros hospitais, porque tampouco temos a mesma poboación», incide. Da cuenta, asimismo, de que entre los propios sanitarios el coronavirus parecía un mal sueño del que querían despertar. Se hablaba al principio de una casi gripe, pero al final resultó ser más grave y Sheila tiene claro que ahora no queda otra que asumir que, mientras haya virus y riesgo, nada va a ser parecido a antes. Ni en el deporte ni en ningún otro ámbito.

Recarey Varela, que previamente a la carrera de Enfermería, cursó los ciclos de Dietética y Nutrición e Higiene Bucodental, tiene una máxima que lo engloba tanto para aquellos que son deportistas como para los que no, y que ahora están saliendo a la calle tras el confinamiento: «O que recomendo para volver facer deporte agora é ter sentidiño común. Estamos ante un virus moi patolóxico, cun índice de contaxio moi elevado. Polo tanto, intentar evitar aglomeracións, usar mascarillas na medida do posible e gardar as distancias. Tamén, ir paulatinamente». Cree que es tiempo de ser responsables: «Non pasa nada por que esteamos un mes máis sen ir tomar unha caña a unha terraza ou sen reunirnos cos amigos». Así lo siente porque ellos, los sanitarios, han hecho un gran esfuerzo y han pasado y pasan miedo por si se llevan el virus a casa. «Incluso algúns nos aillamos na nosa propia vivenda», explica. Por tanto, aconseja vivir con la máxima cautela esta pequeña libertad permitida: cree que, de lo contrario, una segunda ola de contagios sería mucho peor y el impacto en la economía y la sanidad, totalmente brutal

Emprendedora

Aunque ahora la lesión que sufre no le deja correr como tal a esta joven, metafóricamente lo hace cada día, porque compagina su trabajo con la concejalía de Sanidade e Servizos Sociais en Cabana, donde también es teniente de alcalde y donde antes fue edila de Cultura e Deportes. Ambos ramos la hacen sentir cómoda, valora, y sobre todo aprecia el ser «un equipo moi unido, que nos axudamos entre todos». Entre tanto trajín le quedó tiempo para impulsar un grupo de pandereta en su localidad natal, para participar en algún que otro maratón de tute y, sobre todo, para disfrutar de su hijo de dos años, un apasionado de la música tradicional que da sus primeros pasos en este ámbito. Ella misma toca la gaita. Queda claro, si se le añade que también formó parte de la comisión de fiestas en su día y que hasta fue hostelera por un tiempo, que lo de Recarey es la actividad. Emprendedora, dice que pone a trabajar siempre la cabeza para impulsar cosas nuevas y que, si unas no funcionan o surge algo mejor, pues adelante. Así da por cerrado, por ejemplo, su proyecto +Vida, una empresa de servicios sociosanitarios que creó unos cuantos años atrás. Lo dicho, que a Sheila motivos para correr no le van faltando.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

«O que recomendo para volver facer deporte agora é ter sentidiño común»