Un muxián, un carballés y un malpicán, a la cuna de las maratones

Este grupo de amigos realiza las últimas sesiones de preparación antes de partir hacia Atenas


Carballo / La Voz

Constante Lorenzo, de Muxía (42); Moncho Ríos, de Carballo (47 años), y Luis Malpica, de la villa malpicana (51), están a punto de cumplir todo un sueño. El 10 de noviembre tomarán la salida de la Maratón Clásica de Atenas, la cuna de las maratones. Este grupo de amigos unidos por el deporte afrontará la que será su decimoséptima maratón juntos. Recorrieron casi todas las existentes en España y también otras internacionales en Lisboa y Milán, así como la emblemática de París. No obstante, esta será «especial», dice el carballés.

Cuenta la leyenda que el soldado Filípides hizo de mensajero en la Antigua Grecia corriendo desde la batalla de Maratón hasta Atenas para comunicar la noticia de la victoria helena sobre los persas. Esta historia se recuperó en el año 1896 al celebrar la primera maratón deportiva en los Juegos Olímpicos de Atenas. Hoy en día se sigue disputando, con un recorrido de 42,195 kilómetros entre el municipio y la ciudad griegos. La gesta del guerrero fue tal que, nada más gritar la nueva cantando «Nike» (victoria), cayó muerto por el cansancio. La empresa multinacional estadounidense de deportes tomó esta verba, por su historia, como nombre.

«Todo maratoniano ten coma obxectivo correr a de Nova York pola explosión de culturas e razas. Pero esta será unha viaxe para ter na retina toda a vida, pois é icónica. Pasaremos polo antigo estadio olímpico e pola Acrópoles de Atenas como auténticos guerreiros», comienza explicando Moncho, a lo que añade: «Nunca pensamos chegar tan lonxe coas camisetas de Carballo Deporte». Los tres están afiliados a entidades deportivas de la capital de Bergantiños: Moncho y Luis, a Media Ducia, mientras que Constante, a Os Muditos. Y es que aunque los dos últimos son de distintos lugares de la comarca, hacen vida en Carballo por trabajo.

Como en cualquiera maratón, no será fácil cruzar la meta. Pero en esta, todavía menos, asegura Ríos: «É unha zona exótica, cun clima mediterráneo e un cantidade importante de humidade. A calor vainos facer sufrir. Ademais, os primeiros 22 quilómetros son costa arriba». La carrera de larga distancia transcurrirá por asfalto, como todas las que realizan estos atletas. Este tipo de superficie les permite ser «constantes» y «rápidos», argumenta. No obstante, asumen el reto con «certa ansiedade», cuenta, por el desconocimiento que tienen del territorio: «O poderío físico poñeranos a cada un no noso sitio, aínda que Constate é o xefe de filas».

El de Muxía es el deportista destacado del tridente. Es el que consigue mejores tiempos. Suele estar por debajo de las dos horas y cuarenta y cinco minutos. Correrá en la categoría Máster 40. A priori, en la meta en Atenas le seguirá Luis, en Máster 51. En este caso será Moncho, en Máster 45, el último. Arrastra una lesión que le llevará a cumplir el sueño cerca de las tres horas y media.

Pero esto de las marcas no es algo que realmente preocupe a estos trotamundos. Ellos van, además de a correr, a «pasalo ben»: «Facemos turismo, tanto visitando lugares como coñecendo ben a gastronomía, e aproveitamos para aprender cousas novas na organización de probas para despois levalas a cabo aquí», comenta el bergantiñán, que colabora en la ejecución de la carrera popular 10K de Carballo. Y lo más importante: no van solos. Les acompañan sus respectivas parejas. Esta es ya una tradición que vienen implementando desde el 2011, año en el que se adentraron en este mundo en la ciudad de Barcelona. Este maratón y el de A Coruña lo tienen ya memorizado. Son de los que suelen repetir. Y es que cada año realizan dos: uno nacional y otro internacional. En este 2019 ya cumplieron en marzo en la capital catalana. Ahora les toca salir al extranjero donde, seguro, no defraudarán: «Sempre os acabamos», asegura Moncho.

Horarios

Partirán hacia Grecia el día 7 por la mañana. Regresarán la propia jornada del maratón, que dará comienzo a las 9.00 horas, tras recuperarse del esfuerzo en el hotel. Sus parejas los apoyarán en distintos kilómetros del maratón, haciendo uso del metro. En el tiempo restante, los seguirán a través de una aplicación móvil que les indica si se están moviendo o están parados, y a qué velocidad van: «Se imos moi rápidos, mala cousa. Iso é que imos na ambulancia», comenta entre risas Ríos. Donde estarán seguro será en la entrada triunfal en meta: «É no momento que máis nos fan falta, pois, ás veces, chegamos en condicións delicadas».

Preparación

Estos corredores llevan preparando la cita específicamente desde julio. Cuentan con la ayuda del entrenador coruñés Chus. De lunes a sábado lo hacen por separado al resultarles imposible juntarse, y el domingo se reúnen para salir a correr juntos. «Unha maratón implica moita preparación durante todos os días do ano. Unha xornada facemos carga, outra tirada longa, forza, series largas, series curtas...», explica

El inicio de todo

Pero, ¿qué les llevó a juntarse para compartir esta pasión juntos? Coincidencias de la vida: «A Luís coñecino mercándolle un pantalón na súa tenda e, a Constante, un día correndo. O deporte uniunos». Así es, hasta Atenas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Un muxián, un carballés y un malpicán, a la cuna de las maratones