El alcalde veta grabar el pleno de Muxía y el PP irá a los tribunales

Se aprobaron las mociones del ruido y los desfibriladores, pero no la de las playas


cee / la voz

La grabación de los plenos de Muxía acabará en los tribunales, tal como adelantó ayer la portavoz del PP, Sandra Vilela, quien considera que la ley les habilita para hacerlo y el alcalde, Iago Toba, no tiene potestad para impedirlo, como hizo este viernes por la noche, después de un debate de siete minutos que sí fue grabado por una persona del público afín al Partido Popular.

Vilela explica que acudió al despacho de Toba al acabar la comisión que tenían antes del pleno «por deferencia, xa que non tiña porque facelo», a decirle que se iba a gravar y, ya al comienzo de la sesión, incluso esgrimió una sentencia del Tribunal Supremo que valida este tipo de grabaciones. De ahí que denuncie una actitud «despótica e soberbia» por parte del regidor, que además dice muy poco sobre la transparencia del Concello.

La secretaria municipal explicó que no existe ningún reglamento general que lo impida, pero aclaró que el alcalde puede prohibirlo si entiende que «se puede alterar el orden público y el normal desarrollo de las sesiones».

«Non teño maior problema en que se grave vídeo nin audio, pero non se pode chegar cinco minutos antes do pleno e dicir eu vou facer isto porque me dá a gana. Non sei con que fins se vai facer, nin teño claro cal é o obxectivo disto», contestó Toba, mientras que Carlos Fernández (BNG) dijo que no le importa que se grave el sonido, pero sí que se difunda su imagen en las redes sociales.

Al margen de este debate, se aprobaron las mociones del PP sobre el ruido en la Barca y los desfibriladores para la Policía y fue rechazada la de las playas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Comentarios

El alcalde veta grabar el pleno de Muxía y el PP irá a los tribunales