Las quejas por falta de médicos en verano se extienden por la zona

En Sanidade dicen que los servicios «están garantizados en toda la Costa da Morte» y que se cubrirán las vacantes por vacaciones


Carballo / La Voz

Las quejas, por segundo verano consecutivo, por la carencia de médicos y la merma de determinados servicios, como pediatría, se extienden por la Costa da Morte.

En A Laracha, el BNG solicitó al Servizo Galego de Saúde que, además de ampliar el centro médico, dote las instalaciones de más servicios, que amplíe los horarios de atención a las tardes y se habiliten más plazas de médicos para atender a los usuarios. En Malpica, las críticas van por la carencia de médicos, enfermeros e instan a Sanidade a que habiliten el servicio de pediatría en verano. De hecho, el Concello ha convocado para este sábado (día 10), a partir del mediodía, una concentración delante del consistorio para exigir al Sergas mejoras técnicas y la dotación de personal en el centro de salud. En Zas también hay quejas continuadas por la merma de los servicios sanitarios. Pero es en Camariñas donde las protestas están siendo más relevantes.

La alcaldesa, Sandra Insua, calificó la situación del centro médico de «insostible». Recordó que estaban adscritas al centro de salud dos doctoras. Una de ellas fue trasladada a otro centro, «polo que só queda unha doutora para atender uns 60 pacientes cada día». La regidora indicó que la médica cogerá sus vacaciones el día 15 de este mes y solo se repondrá su puesto durante un mes «por un médico substituto». Pero dejó claro que seguía sin saber nada sobre la plaza que queda vacante.

Insua denunció lo que, a su juicio, es el abandono del servicio sanitario en Camariñas: «Un señor desvaneceuse hoxe [por ayer] diante do Gadis a ao doutora non puido vir porque estaba en consulta e houbo que chamar a unha ambulancia para que atendera a esta persoa». Y añadió: «A semana pasada houbo dous infartados e tivo que vir o helicóptero de Santiago para trasladalos a un centro hospitalario».

Sandra Insua, incluso, se planteó la posibilidad de poner taxis a disposición de los enfermos crónicos y de elevado riesgo con cargo a los fondos municipales, «pero intervención puxo reparo e argumentou que son cuestións que non son de competencia municipal». Estudia la opción de contratar una ambulancia para que atienda todo el término municipal durante el verano. «Pero estamos a espera do que diga intervención», añade. Lo que sí avanzó es una concentración este sábado (12.00 horas) en la Insuela.

En el Sergas dijeron que «todos los centros de salud de la Costa da Morte tendrán personal médico para cubrir las vacaciones». Y añadieron: «En aquellos centros en los que trabajan tres médicos quedarán cubiertos con dos. Y en aquellos que tienen dos puestos durante todo el año quedarán cubiertos con, al menos, un doctor».

«Non morrín porque Deus non quixo»

Sally Campaña Campaña tiene 44 años y es vecina de Camariñas. Hace nueve años sufrió un infarto: «Non morrín porque Deus non quixo». Desde entonces es enferma «de risco» y criticó los problemas sufridos para ser atendida: «En verán é un problema. De feito, non teño cita a partir do día 15 deste mes porque a doutora que queda colle vacacións. Chamei ao Sergas para pedir cita e non puideron darma e non sei cando terei consulta». Y añadió: «O normal é que teña que desprazarme a Vimianzo, que se atopa a uns vinte quilómetros de Camariñas, e de aí, me leven ao Virxe de Xunqueira de Cee, pero claro, alí non teñen servizo de cardioloxía e me deriven para A Coruña. Non sería a primeira vez que teño que facer ese percorrido», argumentó.

Pero su caso no es el único caso grave en la familia: «O meu marido [Abel Barcia, de 48 años] foi transplantado hai tres anos e cos problemas que temos pola falla de servizos, citas e de atención primaria vémonos na obriga de acabar en Cee para que o atendan».

Sally Campaña dejó claro que tanto ella como su esposo precisan revisiones periódicas, «pero o que está a acontecer en Camariñas non é normal». Y añadió: «Tiñamos dúas médicas, a unha delas cambiárona porque, a verdade, había moitas queixas contra ela por [supuesta] falla de empatía. Agora só queda unha doutora e o día 15 deste mes collerá as súas vacacións, como é lóxico é normal. O problema é que non temos garantido que haxa substituto -en el Sergas insistieron ayer en que sí lo habrá a partir del 15, precisamente-. E mentres, moitos veciños de Camariñas estamos pendentes de poder ter unha cita para ser atendidos».

Sally Campaña calificó la situación en el centro médico de Camariñas de «caótica». Aseguró que no es la primera vez que los vecinos sufren esta merma en los servicios y reclama a la Xunta, «dunha vez por todas», que resuelva esta carencia de los servicios, sobre todo en época estival.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Las quejas por falta de médicos en verano se extienden por la zona