Los alcaldes creen que hay que exigir garantías reales en Ferroatlántica

Nadie les ha pedido aún intervención ni que se adopte una postura conjunta


cee / la voz

Los alcaldes más directamente afectados por lo que le ocurra a Ferroatlántica consultados ayer inciden en la necesidad de buscar las máximas garantías para el futuro de los puestos de trabajo y la actividad industrial en la zona, ya sea o no a través de la venta al fondo norteamericano que pretende llevar a cabo Ferroglobe por 170 millones de euros.

El regidor de Dumbría, José Manuel Pequeño, conoce la situación de la multinacional por boca de su propio presidente, Javier López Madrid, con el que se reunió en Dumbría el sábado de reflexión electoral a petición de este. Lo que le transmitió es que la situación económica, por la necesidad de devolver préstamos y demás, es agónica, con lo que tienen que «vender si ou si para saír a flote as xoias da coroa, que son Fertiberia e as fábricas e os fornos da Costa da Morte, que son os que dan diñeiro». Ante esa tesitura, y en vistas de que la actividad y las concesiones hidráulicas puedan cambiar de manos, Pequeño cree que hay que dejar de pensar en Ferroglobe y sentarse con los nuevos dueños. «O que se debería mirar é quen é o comprador, que garantías me dá, para que me compra, para que me quere utilizar... porque ao mellor quere facer catro fornos novos, investir 50 millóns de euros e recuperar os postos de traballo que había no ano 92. E os traballadores terán que ver como quedan os seus fondos de pensións, as súas prioridades, regulacións, quen lles vai pagar...», señala Pequeño, que deja entrever la venta como inevitable, más que nada porque el traspaso de concesiones sería automático y las autorizaciones que necesita Ferroglobe de la Xunta tienen más que ver con el leasing que tiene firmado sobre las centrales con entidades financieras.

Mucho más crítico y pesimista se muestra el ceense Ramón Vigo, para quien la situación «pinta francamente mal» por la «inacción do Goberno central e do da Xunta coa inestimable colaboración dos seus representantes locais». A su juicio lo que habría que hacer es ir a «un plan de rescate e reindustrialización» y «pasar desta xente, porque xa sabemos o que hai e máis dende que se globalizou todo. Dende Londres non saben nin onde queda a Costa da Morte e impórtanlle un pepino os postos de traballo. Xogan ao divide e vencerás, igual que hai alcaldes que xogan coas cartas marcadas e todos sabemos quen actúa desa maneira».

Tanto Manuel Antelo, alcalde de Vimianzo, donde Ferroatlántica tiene el salto de agua de Carantoña, como José Marcote, su homólogo de Fisterra, que tiene a varios vecinos trabajando en las fábricas, aseguran que no tienen más información que la que leen en prensa, porque tampoco han recibido convocatoria alguna, ni del comité, ni de otros alcaldes.

En cualquier caso, con lo que sabe, Marcote dice que «se o que di a empresa é certo, hai uns compromisos e se cumpren, pois benvidos sexan. Paréceme unha boa historia, pero tampouco teño maior coñecemento. Entendo que se seguen ligadas unha cousa coa outra hai unhas condicións que cumprir, por parte de Ferroatlántica, desta empresa que veña ou de outra e a garantía deses cumprimentos están na Xunta». De ahí que el fisterrán entienda que el fondo de inversión pueda venir para «levar os dous negocios adiante e poñer as fábricas a andar, pero tamén me podo equivocar e que realmente exista aí detrás un coadoiro legal para facer outra cousa, que ao mellor tamén o podería facer igual Ferroatlántica. Así que non sei, penso que hai que darlle un marxe de manobra», opina el regidor.

Antelo, también incide en que desconoce las interioridades del asunto, y se pregunta «¿que garantías hai de todo iso, como se verifica o que din?», porque los trabajadores y el resto de vecinos de la Costa da Morte ya están muy «escaldados» con Ferroatlántica después de que sus anuncios y promesas, en realidad, «queren dicir todo o contrario» de lo que reflejan los documentos. Sin embargo, a su juicio, lo verdaderamente grave en general es que «nin a nivel sindical nin a nivel político, somos capaces nunca de elaborar unha estratexia conxunta, unha estratexia de comarca».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Los alcaldes creen que hay que exigir garantías reales en Ferroatlántica