La marca láctea «Galega 100%» pincha en la Costa da Morte

Las granjas que abastecen este distintivo de calidad han caído un 41 % en siete años


Carballo / la voz

La marca Galega 100 % es del Laboratorio Interprofesional Galego de Análise do Leite, el Ligal, y cuenta con todo el apoyo de la Consellería de Medio Rural, porque se trata de un certificado que desde su creación hace 8 años ha tenido como finalidad dar mayor valor añadido a la leche. La cuestión es que menos del 17 % de las granjas de la Costa da Morte abastecen industrias que pueden llevar esta distinción en los envases.

No siempre ha sido así, cuando arrancó la marca, hace siete años, el 40 % de las explotaciones de la comarca estaban incluidas en el registro. Así, buena parte de la leche oficialmente gallega y con una trazabilidad clara procedía de más de 600 granjas de la zona.

Ahora la situación es muy distinta. Parece claro que la distinción de calidad no ha conseguido la finalidad de incrementar el valor de la leche, puesto que lo mismo se paga la que va para industrias que incluyen el sello en sus productos como otras que no lo llevan. De hecho, uno de los motivos de la fuerte caída en la zona es que Leche Río ha perdido muchas granjas en la comarca y que compañías como Lactalis o Pascual tienen cada vez más presencia y ninguna de ellas diferencia la leche gallega de la procedente de otras zonas. Además, la producción está cada vez más concentrada, con menos explotaciones y más grandes.

Ecológica, con omega 3, Natura, cruda y pasteurizada: análisis

A pesar de que cada vez son menos las granjas que elaboran leche para las industrias con la marca Galega 100%, la calidad no ha bajado y la producción se ha diversificado enormemente. Hay ganaderos, como Víctor Gómez en Muxía, que han optado por reducir el número de vacas y dedicarse a la producción ecológica. La ganadería intensiva parece perder terreno a favor de otras modalidades con mayor valor añadido. Ya son varios los productores que envasan su leche y la reparten a los consumidores. La frescura y el sabor también se paga bastante bien, al igual que la mejora con una alimentación que ofrece ácidos grasos omega 3.

Sin embargo, el grueso de la leche de la zona va para el tratamiento UHT. Con él se puede conseguir el distintivo Galega 100%, pero siempre que la industria la tenga. El grupo Leche Río, Larsa y Feiraco la tienen, aunque las dos últimas dieron de baja su producto pasteurizado entre el año pasado y el anterior,

También President abandonó la marca de calidad. Es otra de las empresas que realiza la recogida por la zona, por lo que su marcha en septiembre del 2017 hizo bajar el número de explotaciones incluidas.

Es el Ligal el que tiene un control total sobre la marca. Los operadores que quieran lucirla en sus envases tienen que cumplir una serie de normas y también pagar un canon por usar la marca, aunque no está demostrado si ese marchamo tiene tirón.

Desde su puesta en marcha hubo varias bajas de empresas, todas ellas voluntarias, aunque el Ligal tiene sistemas para echar a los que no cumplan los requisitos. Deleite, otra empresa gallega también abandonó en el 2013. No fue la primera, antes lo hicieron los productores de quesos Arquega.

Sin amparo

Las estadísticas abruman. Los datos siguen castigando la Costa da Morte. Cualquier análisis, en cualquier materia, salvo excepciones, deja mal parada la comarca. Y ahora, también a las granjas en materia de garantía de la procedencia de la leche. La marca de amparo, que supuestamente podría dar mayor valor al producto, patina por circunstancias varias y razones múltiples, pero se ve que es un camino que también se enfanga. La realidad práctica se lleva por delante las mejores ilusiones, y el sector rural no mejora, al contrario, cada vez hay menos explotaciones.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La marca láctea «Galega 100%» pincha en la Costa da Morte