«Me sentí carballés por lo bien que me acogieron todos»

El deportista nació en A Coruña, pero su madre, Irene Muíño, es de Ardaña

Torres, siempre regular en la temporada, está considerado un ciclista de media montaña y sprinter.
Torres, siempre regular en la temporada, está considerado un ciclista de media montaña y sprinter.

carballo / la voz

Pablo Torres Muíño (A Coruña, 1987) es uno de los tres ciclistas profesionales gallegos y el único que está en España, con el Burgos BH. Los otros dos están compitiendo en Portugal: son Delio Fernández y Gustavo César Veloso. Los tres coincidieron en su etapa del desaparecido Xacobeo. Pablo ofreció el viernes una charla-coloquio en Carballo, organizada por el Club Ciclista Placasa. Con su sencillez y su amabilidad cautivó al medio centenar de personas que acudieron al encuentro. La gran mayoría se sorprendió de sus orígenes carballeses, ya que su madre, Irene Muíño Loureiro, es de Ardaña.

-¿Qué sensación le quedó tras su estancia en Carballo?

-Me sentí un carballés por lo bien que me acogieron todos ahí. Ver a mi madre entre el público y a algunos familiares... Sobre todo, también por el cariño que me profesaron los que allí estuvieron. Tuve esa extraña sensación que hasta ese día no había sentido.

-¿Tuvo una trayectoria dura para llegar a ser profesional?

-Desde luego, pero también gratificante. El ciclismo es un deporte muy duro y exigente. A los ocho años vi un cartel del Club Ciclista Coruñés y mi padre, Manuel, me animó a probar. Comencé cada domingo a ir a las carreras. Hasta los 17 o 18 años, cuando era juvenil, no decidí tomar el ciclismo en serio. Y desde entonces hasta este momento.

-¿Ha vestido muchos maillot a lo largo de todo este tiempo?

-Comencé en el Coruñés, y después estuve en el Arteixo, Caja Rural, Xacobeo y ahora, durante estos tres últimos años, como profesional en el Burgos BH.

-¿Lo del Xacobeo fue una pena?

-La verdad es que sí. Estuve tres meses en el equipo, de agosto a octubre del 2010, y cuando iba a firmar el contrato, el equipo desapareció. Fue duro. Regresé al Caja Rural en el año 2011 y después al Burgos BH, donde espero seguir la próxima temporada.

-Tiene títulos a nivel particular.

-Fui subcampeón de España juvenil y en esa categoría gané una Vuelta a Pamplona. A nivel amateur con el Caja Rural gané una Vuelta A Coruña y también quince carreras. Como profesional fui quinto en el Tour de China, gané la montaña en la Vuelta a Mallorca o las metas volantes de la prueba Miguel Indurain. También quedé undécimo en el campeonato de España del 2012.

-¿Cómo se podría definir usted como ciclista?

-Se me da bien la media montaña, me gusta esprintar y suelo tener buena intuición para elegir las escapadas. Desde luego, soy batallador en carrera.

Votación
2 votos

«Me sentí carballés por lo bien que me acogieron todos»