La mayoría de los cursos para parados exigen tener un título

El 60 % de los desempleados de la zona no han terminado la ESO


carballo / la voz

La Consellería de Traballo publicó ayer en el Diario Oficial de Galicia las bases para la concesión de cursos para desempleados. De nuevo, la oferta de la Xunta, que se ha reducido considerablemente, se adapta muy poco a las necesidades y recursos de la zona. El Fórum de Carballo está homologado para impartir 24 ciclos diferentes, pero solo uno de ellos coincide con los ocho propuestos por la Administración autonómica, por lo que es el único que tiene asegurada la celebración.

Se trata de la especialidad de cocina, para la que solo se pueden anotar personas que hayan terminado la ESO. Los requerimientos académicos es otro de los problemas, porque en 14 de los 18 cursos prioritarios en las comarcas de Bergantiños, Soneira y Fisterra y en Cerceda es necesario haber aprobado la secundaria. Sin embargo, un 60% de las personas que no encuentran trabajo en la Costa da Morte solo han obtenido el certificado de escolaridad.

De hecho, el desempleo es más alto en la comarca por la escasa formación de los parados, muchos de ellos procedentes de la construcción o de los talleres de costura.

En teoría, Traballo establece como preferentes en cada zona las enseñanzas para las que hay más demanda por parte de las empresas, pero eso no responde a la realidad en muchas ocasiones. El Fórum es uno de los centros de la provincia mejor dotados en la rama de metal. El año pasado fueron contratadas ocho personas formadas en esta materia, pero trabajan en industrias cuya sede está en otras comarcas. En Bergantiños esta especialidad no es prioritaria.

El centro carballés es el que más cursos tiene homologados y el que menos ha acertado con la política de la Consellería de Traballo a la hora de elegir las especialidades que puede impartir. Más suerte han tenido los empresarios privados. En Vimianzo una academia ya tiene aseguradas cuatro acciones formativas de las ramas de administración y turismo.

Sigue sin haber ninguna enseñanza relacionada con la agricultura y la ganadería, a pesar de que las clases de horticultura son muy demandadas y Fonteboa ha homologado algunas enseñanzas.

Tampoco aparecen como preferentes las clases del ramo de la construcción, aunque en las últimas escuelas taller concedidas en Cee y en Dumbría y Mazaricos se impartirá albañilería, lo que debería indicar que en la zona existe esa necesidad.

El peso poblacional de Bergantiños tampoco se ha tenido en cuenta. A la comarca, en la que hay 8.563 desempleados, según los datos de diciembre, le han correspondido siete especialidades preferentes, frente a las 16 de la zona del Barbanza, donde las personas que no encuentran empleo son 6.320.

Newsletter Educación

Recibe todas las semanas la información más relevante sobre educación

Votación
3 votos

La mayoría de los cursos para parados exigen tener un título