Un ejemplo en Cee de solidaridad entre niños

e. millares

1 Los problemas de Diogo Farinhoto, un niño portugués que necesitaba dinero para una costosa operación -nació sin una mano y precisa una prótesis-, no pasaron desapercibidos en Cee. Una empresa se brindó a ofrecerle el dinero de la intervención, pidiendo a cambio que le enviasen tapas de botellas para reciclar. Las tapas empezaron a llover sobre Portugal procedentes de todos los rincones de Galicia y ahora le llegarán también de Cee. Los niños del colegio Eugenio López han demostrado durante los últimos tres meses una infinita solidaridad y se han dedicado a conciencia a recoger cuanta tapa tenían al alcance de la mano. Mañana partirá una furgoneta hacia A Coruña con una veintena de grandes sacos llenos de tapones con los que ayudar a Diogo. La iniciativa partió de la ANPA del centro, que preside José Manuel Blanco Novo y cuya secretaria es Montse Canosa Vigo. Sugirieron a la dirección del colegio ceense que ellos podrían colaborar, y la máquina se puso en marcha. Cuenta José Manuel Blanco que la respuesta fue impresionante y que los pequeños de Cee se volcaron con la iniciativa, recogiendo tapas en casa pero también allá donde las encontraban. Una ayuda para Diogo y un ejemplo de solidaridad entre niños, la mejor de las solidaridades.

Fiesta en Camariñas

2 Todavía queda mucho por delante para poder disfrutar de las fiestas del Carmen de Camariñas, pero para ir abriendo boca (nunca mejor dicho) y recaudar fondos, los miembros de la comisión organizadora preparan para el próximo 11 de febrero la Festa do Cocido, una sabrosa propuesta en la que no faltarán tampoco los postres tradicionales de estas fechas (filloas y orellas) y tampoco la música, de la que se encargarán la orquesta Atenas y una discoteca móvil. Seguro que a más de uno ya se le está haciendo la boca agua. Pues para poder disfrutar de todo ello no tiene más que ponerse en contacto con alguno de los integrantes de la comisión, como Rubén Lema, Iván, Mayte Castro, José Manuel Tedín, José Luis Rodríguez o Fernando, que estos días están trabajando mucho para dar a conocer la celebración. Cuanta más gente vaya, más recaudarán (la cena cuesta 22 euros) y, por tanto, más grandes serán las fiestas del Carmen.

Ballet Rey de Viana

3 En el 2005 el Ballet Galego Rey de Viana pasó a la historia tras décadas de actuaciones por todo el mundo. Parecía un adiós definitivo, pero quedaron importantes rescoldos. «Sabemos que ahora mismo es imposible por la situación económica pero queremos que todos, que la Xunta, sepan que estamos aquí. Pretendemos activarlo, que se hable del ballet, y, cuando se pueda, volver a ponerlo en marcha», explica Pilar Rey González, presidenta de la primera Asociación Ballet Galego Rey de Viana constituida hace unos días en A Coruña. «Los antiguos bailarines nos vemos de vez en cuando y hablamos del tema. Creamos un perfil en Facebook y aparecieron cantidad de excomponentes por Galicia y el mundo adelante», recuerda Pilar, que preside una junta directiva de la que también forman parte Javier Pato Diéguez, Graciela Prado Couso, Ana Pardo Martín, Virginia Prieto Puga, Óscar Montero Lasagabaster, Luis Lordan Cancelo, Sergio Patiño Rumbo y el fisterrán Luis María Castiñeira Traba, que formó parte del ballet durante once años y que empezó a bailar en las agrupaciones del colegio Nosa Señora do Carme. Tienen muchas ganas de poner en marcha proyectos, hacerse oír, exponer los trajes y fotografías de toda una vida del ballet. «En realidad para que resurja solo hacen falta los bailarines porque el resto, gaiteiros, técnicos, sastras, digamos el organigrama, está en activo, son funcionarios de la Xunta. Y el vestuario está en una nave», apunta Pilar en casa de Victoria Canedo, que recibió a la junta directiva en su calidad de presidenta de honor vitalicia.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos

Un ejemplo en Cee de solidaridad entre niños