Los naseiros reclaman una campaña para promocionar el pulpo gallego


La asamblea de la Federación Provincial de Cofradías acordó por mayoría absoluta proponer a la Xunta de Galicia una serie de medidas relacionadas con el pulpo. Una de las más llamativas es la solicitud de una campaña para la promoción del pulpo gallego, además de un mayor control de las importaciones de este cefalópodo.

Sin embargo, el tema que más interesa a los profesionales del sector es el establecimiento de una veda, después de que la Consellería do Mar, por recomendación de los biólogos, dejara abierta la posibilidad de no tener que parar.

La mayor parte de los pósitos consideran que las nasas deberían quedarse en el puerto desde mayo hasta julio y reclaman que este tiempo esté subvencionado, pero van más allá. La pretensión es que las embarcaciones que no quieran acogerse a la parada puedan despachar para otras artes. La gran novedad es que no solo podrían dedicarse a las que tienen en su permiso de explotación, sino a cualquier otra durante eses dos meses.

En la propia nota de la federación provincial queda claro que las esperanzas de que la Consellería do Mar apruebe estas medidas son bastante remotas. De hecho, en los acuerdos se establece que aunque no se pueda pagar a los naseiros por estar parados, la veda es imprescindible «para realizar una explotación racional y sostenible».

Las cofradías consideran tan fundamental la veda que incluso ordenan a la Xunta que realice «las gestiones pertinentes con la Secretaría General del Mar para que la veda se establezca también durante el mismo período de tiempo en aguas exteriores que no son competencia de la Xunta, ya que, de lo contrario, de nada valdría la restricción solo en aguas interiores».

El sector muestra una enorme preocupación por la depreciación del pulpo gallego frente al que llega de fuera, sobre todo de Marruecos. Los naseiros reclaman de la Xunta «una amplia campaña promocional del pulpo de Galicia, pues por sus cualidades y crianza en aguas de las rías gallegas, es indiscutible su calidad, color, sabor y textura que lo hacen estar muy por encima del foráneo».

Control

Además, los armadores y marineros que se dedican a la captura de cefalópodos piden que se ejerza un mayor control sobre las importaciones, distribución y venta del pulpo extranjero, «que entrando ilícitamente en nuestro país, se está vendiendo como si fuese de las rías gallegas».

En el fondo de todas las reclamaciones está el escaso precio que está llevando el pulpo, que es el más bajo de los últimos años. La cotización ha caído casi un euro por debajo de lo que se pagaba durante el año 2009.

Otra de las reclamaciones del sector, que es bastante habitual, tiene que ver con la vigilancia durante la veda. Según la nota de la federación de cofradías «se ha constatado en años anteriores el incremento del furtivismo contra dicha especie, sobre todo por la actividad ilícita de la pesca submarina».

Lo cierto es que la mayor parte de las artes incautadas por los guardacostas de la Xunta de Galicia en la Costa da Morte han sido nasas que estaban caladas en zonas prohibidas o que carecían de identificación.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

Los naseiros reclaman una campaña para promocionar el pulpo gallego