La plástica se le resistió por ser daltónico y con 14 años comenzó a impartir catequesis


Responsable, moderado y el alumno modelo. Destacaba en letras y en ciencias. Rechaza tener que elegir entre unas y otras cuando el alumno todavía no es consciente de lo que implica. A él solo se le resistía la plástica. «En 3º de BUP, descubrín que era daltónico». De ahí sus trazos gordos en los dibujos, sus salidas de la raya y que, incluso, la perspectiva de la Reconquista fuese diferente para él porque no diferenciaba los tonos verdes en los mapas. En el instituto Alfredo Brañas de Carballo empezó siendo «un dos máis enclenques» de la clase y terminó como uno de los más altos. En medio de todo ello, se introdujo en el aerobic con Eva Nasarre y empezó a sentir una necesidad de hacer deporte con una regularidad que hoy en día le ha reportado medallas y reconocimientos varios. En el taekwondo comenzó con 18 años. Domina el ajedrez y la natación. En la lista se incluyen otros, como la esgrima. O el baile. Estándar.

En Carballo llegaron nuevas amistades. Santi Garrido fue el Juan de Cuncheiro de la adolescencia. Con 14 años, el Mira Peter Pan de ahora se sintió mayor y héroe por ir al instituto. Por el largo trayecto. Por las peripecias. Y, entonces, comenzó a dar catequesis. Lo sigue haciendo. Trata día a día con jóvenes. También en la universidad, que «me acabou encantando e, de feito, sigo alí». Pequeñas cosas marcan, como el que, en un día de lluvia, el profesor Bienvenido Souto, enseñase un ajedrez. Mira inició en el juego a su hermano, Pablo, y este acabó erigiendo al club Su a Agra de Baio en uno de los más importantes de Galicia. El profesorado tiene la clave. Don Juan de Matemáticas o José María de la Viña en Física. Sin ellos no sería lo que es. Y, sin duda, es mucho.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos

La plástica se le resistió por ser daltónico y con 14 años comenzó a impartir catequesis