El regreso del fútbol base a Barbanza: «Somos responsables de desarrollar un deporte que ahora hacen en la calle»

Noia y Os Miúdos abogan por empezar cuanto antes; Ribeira y Boiro prefieren esperar. Todos quieren que CSD y federación aporten las claves para hacer deporte de forma segura


Con el regreso a las aulas de miles de alumnos, familias y clubes se preguntan si este es el momento idóneo de retomar también la actividad futbolera. Las opiniones son de todo tipo. Desde los que la comenzarán ya la próxima semana, como es el caso de Os Miúdos, a los que creen que la competición no arrancará hasta el 2021. «Somos responsables de desarrollar un deporte que ahora hacen en la calle», explica el presidente del Noia, un José Luis Botana que la próxima semana comenzará a reunirse con los padres para explicarles cuáles son los protocolos marcados para reducir al máximo el riesgo de contagio entre los chavales.

«Haremos actividades de tecnificación, por grupos reducidos, dividiendo las zonas del campo», afirma el dirigente noiés, que considera que la actividad, si se cumplen las normas, es tan segura como ir a clases particulares, al colegio o a tomar algo. «Lo que tenemos que intentar es que la prevención sea la adecuada», afirma Botana, quien ya ha trabajado en la desinfección de San Lázaro y sabe que la limpieza deberá ser mucho más intensa que antes: «Hay otros deportes que ya han empezado. Si no se puede competir, deberemos adecuar los trabajos para hacerlos de carácter individual».

En la misma tesitura se encuentra el director de la Escola Deportiva Os Miúdos, Vinto Tajes, fundador del equipo hace 18 años. «Os pais e os rapaces xa demandan volver. Queremos empezar antes do día 15 de este mes, polo que para a semana espero que arranquen a adestrar os xuvenís», afirmó el muradano, que considera exagerada la dureza de los protocolos cuando «se os rapaces non se reúnen nun campo de fútbol, o fan en praias, en parques ou na rúa».

Las ligas

Los directivos consultados consideran probable que las ligas no comiencen hasta finales de año. Juanvi Cameán, coordinador de la EFM Boiro, considera que será todavía más tarde: «Creo que hasta el 2021. Quizás me equivoque, pero con los protocolos actuales es imposible que ningún club pueda hacerlo. Nosotros tenemos más de 400 chavales, es inviable hacerles una prueba PCR a cada uno». El ribeirense y la entidad que representa consideran que hay que esperar antes de tomar decisiones: «Las cosas cambian a mucha velocidad. Cada comunidad está tomando decisiones diferentes».

Andrés Martínez, directivo del Cidade de Ribeira, tampoco puede esconder las ganas de todo el equipo para ponerse a trabajar, pero quieren darse un par de semanas de margen para ver cómo evoluciona la situación: «O normal é que empezaramos a mediados de agosto. Se puidemos esperar ata agora, queremos comprobar como vai a evolución nas aulas e adaptarnos».

Aunque les gustaría volver al campo de A Fieiteira cuanto antes, Martínez apunta que «o primeiro é que poidan ir á escola». «Tamén nos plantexamos alternativas se non hai competición. Como formar unha escola deportiva para que poidan facer traballo individualizado», reconoce el ribeirense, que considera que lo que actualmente permite el protocolo «non é fútbol».

La expectación para todos los clubes se encuentra en el protocolo para los deportes de contacto amateur que el Consejo Superior de Deportes entregará en los próximos días. Eso marcará el camino a seguir a las diferentes regiones y federaciones. «Es un deber de todos los estamentos cumplir con los protocolos. Si existen es porque se puede practicar el deporte», cierra un Botana que aboga porque el balón vuelva a rodar.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Tags
Comentarios

El regreso del fútbol base a Barbanza: «Somos responsables de desarrollar un deporte que ahora hacen en la calle»