La solidez económica de Ribeira depende en gran medida del sector pesquero

El comercio sufre muchos altibajos y la alternativa del turismo sigue sin consolidarse


ribeira / la voz

El municipio de Ribeira es un referente a nivel económico gallego, con empresas sólidas que están a la vanguardia en investigación y desarrollo. En su territorio se asienta una de las conserveras punteras en el ámbito nacional y, además, existen otras compañías líderes vinculadas a la elaboración de maquinaria para uso alimenticio, a la transformación de productos del mar o al equipamiento y mecánica de buques. Sin embargo, esta fortaleza es, en cierto sentido, también su debilidad, dado que existe una gran dependencia del sector pesquero.

La doctora en Economía en la Universidade de Santiago de Compostela, la ribeirense María Cadaval Sampedro, afirma que existen desafíos, como planes de envejecimiento activo para que los mayores de 65 años continúen desarrollando una labor útil a la sociedad: «Son personas que, pese a haber alcanzado la edad de jubilación, no tienen por que ser dejadas al margen. El Concello puede jugar ahí un importante papel».

Tejido hostelero

A nivel turístico, un sector económico del que se espera mucho, pero no acaba de despegar, María Cadaval sentencia: «Está todavía sin explorar. En Ribeira falta un tejido hostelero de calidad».

Asegura la doctora en Economía de la USC que el primer paso «es definir el modelo de turismo que se busca».

Los indicadores económicos avalan la buena posición de Ribeira en el contexto autonómico. Según el último informe de la Agencia Tributaria, Ribeira está a la cabeza, en la ría de Arousa y en el área de Barbanza, en cuanto a ingresos brutos medios percibidos por habitante. La cifra se eleva a 23.066 euros, frente a los 21.145 de Vilagarcía, y está por encima de la media gallega, que es de 22.762 euros.

Asimismo, Ribeira está entre los 12 municipios de la provincia de A Coruña con mayor producto interior bruto, por encima de los 538.000 millones de euros. Este indicador es determinante, ya que refleja el volumen de actividad productiva en una zona.

Si se examina el informe Ardán, que anualmente emite el Consorcio Zona Franca de Vigo con los datos económicos de las empresas de toda Galicia, también queda constatado el potencial económico del término, ya que 38 de las 100 firmas con mayor facturación del área barbanzana están radicadas en Ribeira.

La práctica totalidad de estas compañías están vinculadas al sector pesquero. Sobre esta cuestión, María Cadaval constata la especialización alrededor de los ámbitos extractivo y transformador, pero indica que hay otro amplio campo sin explotar.

Cadaval Sampedro subraya: «Existe la necesidad de industrializar más el sector pesquero. Pueden aprovecharse los desechos que genera la industria para darles un valor añadido. La escuela de ingeniería de la USC está desarrollando proyectos en este sentido. No solo se reduciría la contaminación, sino que se crearían nuevas posibilidades. Además, se cerraría el círculo».

El Omega-3, una opción

La doctora en Economía se refiere, por ejemplo, a la transformación de las espinas o la piel del pescado en Omega-3. Manifiesta que son campos a los que debe sacarse partido.

Otro elemento a nivel económico es el relativo al comercio. En este caso, los establecimientos tradicionales de Ribeira están sujetos a numerosos altibajos. Existen muchas aperturas, pero también numerosos cierres. Calles como Rosalía de Castro tienen gran número de bajos en alquiler. El partido que posiblemente gobernará se comprometió a realizar un plan de dinamización de hostelería y comercio.

El desempleo constituye una de las principales preocupaciones de los ciudadanos

El desempleo es una de las principales preocupaciones de los ciudadanos. Así quedó de manifiesto en la encuesta efectuada por Sondaxe a mediados de mayo. Los vecinos situaban esta cuestión en tercer lugar, por detrás de tráfico, circulación, calles, aceras y carreteras.

Manuel Ruiz se comprometió, si accedía al gobierno, a fijar medidas para favorecer la contratación, tanto apoyando a los emprendedores como propiciando que las personas que asisten a los talleres de empleo puedan incorporarse al mercado laboral.

Ribeira se vio muy afectada por el bum de la construcción, que generó numerosos empleos durante su etapa álgida. Una alta cifra de personas resultaron afectadas y tuvieron que buscar alternativas.

Seguir leyendo

«No es una época boyante, pero sí que hay trabajo»

Propietario de una empresa de fontanería, Suso Dieste asegura: «No es una época boyante, pero sí que hay trabajo. Hay demanda en el sector constructivo. El problema es que no encuentras personal para trabajar». Por experiencia propia, manifiesta que sí dispone de clientela de manera constante.

Seguir leyendo

«A situación económica estivo máis parada»

La vecina Paqui Mariño, que ha trabajado en la conserva y como auxiliar de ayuda en el hogar, aunque actualmente es ama de casa, afirma: «A situación económica estivo máis parada. Nas fábricas están pedindo xente». En la parte negativa, comenta que, en general, «os soldos acostuman a ser pequenos».

Seguir leyendo

«Encontrar empleo es difícil para las que superamos los 40»

La ribeirense María del Carmen Pérez lleva tiempo buscando trabajo, aunque sin éxito: «Me dirijo a sectores en los que tengo experiencia, pero no he conseguido nada. Encontrar empleo es difícil para las que superamos los 40». Afirma que «he mandado currículos a muchos sitios, pero nunca me han llamado».

Seguir leyendo

«En el ámbito del turismo faltan infraestructuras»

Carlos Cajide considera que, a nivel general, «la situación está un poco parada». Explica que «en el ámbito del turismo faltan infraestructuras y el comercio atraviesa por dificultades. Siempre tenemos el escape de la pesca». Sin embargo, opina que una alta dependencia de este sector puede resultar peligrosa.

Seguir leyendo

«La pesca fue a menos, yo tuve que marcharme fuera»

La familia de Jesús Agrelo ha sufrido los recortes del ámbito pesquero: «Teníamos un barco del pincho, que tuvimos que vender. La pesca fue a menos, yo tuve que marcharme fuera». Comenta que el sector está muy condicionado: «Con las duras cuotas, cada vez se trabaja menos. Esto va a peor».

Seguir leyendo

do]]

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La solidez económica de Ribeira depende en gran medida del sector pesquero