Los deberes de Ruiz en su tercer mandato

La consolidación del modelo de ciudad y la ampliación del polígono son los principales desafíos

El próximo día 15, salvo un giro inesperado, el popular Manuel Ruiz cogerá el bastón de su tercer mandato en Ribeira. Por segunda vez será en minoría, pero los numerosos e importantes acuerdos alcanzados por los grupos de la corporación en los cuatro años anteriores constituyen el mejor ejemplo de que, con voluntad, las distintas sensibilidades políticas pueden llegar a entenderse.

El PP afronta esta nueva etapa con deberes pendientes. Precisamente, completar el trabajo iniciado fue lo que llevó a Manuel Ruiz a presentarse a la reelección. Uno de los retos es la ampliación del polígono industrial, una demanda histórica que continúa sin materializarse. El proceso administrativo para conseguirlo está en marcha, pero es necesario que las máquinas comiencen a trabajar.

La consolidación de un nuevo modelo de ciudad, en el que los peatones ganen terreno a los automóviles, también figura en la hoja de ruta. Algunas actuaciones están en ejecución, como la ampliación del paseo del Malecón o la remodelación de la avenida de Lugo. Otras están en fase de licitación, como el paseo de As Carolinas; y hay nuevos proyectos en cartera, entre los que figura la remodelación de la zona del muelle de Palmeira.

Alícuota de responsabilidad

Moncho Ares

No hay proceso electoral en el que por parte de alguno de los candidatos, si no por todos, se ponga sobre la mesa la frase de que el nuevo mandato «será trascendental» para el municipio o para la ciudad. Luego pasan cuatro años y la cosa sigue igual. Pero en Ribeira, esta vez puede que sí se marque un antes y un después; así parece si tenemos en cuenta las actuaciones que se anunciaron en los últimos meses. La más importante es, sin duda alguna, la circunvalación, un viejo proyecto que no acaba de tomar forma y por el que se espera como agua de mayo para dar carpetazo definitivo a los problemas que ocasiona el tráfico pesado del puerto, o del que se dirige a Aguiño o a Couso.

Seguir leyendo

Ribeira tiene un gran potencial, y el que va a iniciarse será un período crucial para consolidar las bases de su desarrollo futuro. Como principal municipio del área barbanzana por número de habitantes, y con el tercer puerto más importante de Galicia en descarga de pesca fresca, el gobierno de Ribeira debe ser ambicioso para pensar tanto en la proyección económica como urbana del término.

Para afrontar los retos en materia de impulso económico, prestaciones sociales, creación de nuevos servicios, mejora de las infraestructuras y de las comunicaciones viarias, Manuel Ruiz tendrá, necesariamente, que llegar a acuerdos con los restantes grupos políticos.

ECONOMÍA Y EMPLEO

Todos esperan el nuevo parque industrial

La ampliación del polígono industrial debe materializarse en este mandato. Los empresarios llevan demasiado tiempo aguardando y la falta de suelo ya ha pasado factura a Ribeira con la marcha de empresas a municipios que sí tenían disponibilidad. Existe unanimidad en los sectores económicos, sociales y políticos de que constituye la máxima prioridad.

Tras alcanzar un consenso sobre el emplazamiento adecuado y la resolución de diversos trámites administrativos, como la obtención del visto bueno de la Xunta para el cambio de la clasificación del suelo, queda la redacción del proyecto de urbanización y establecer las bases para afrontar los costes.

Manuel Ruiz es consciente de la importancia de dar salida a las demandas de los empresarios. Lo contrario supondría un riesgo cierto de estancamiento de un municipio que, pese a las dificultades por las que atraviesa el sector pesquero, continúa siendo una referencia, con empresas que invierten en tecnología para proporcionar valor añadido a los productos del mar.

Al mismo tiempo, Ribeira tiene que buscar nuevas vías de diversificación económica, intentando captar a compañías que favorezcan la creación de puestos de trabajo. Sin suelo industrial que ofertar, las opciones de dinamismo económico se esfuman y el término quedaría en una difícil situación para poder afrontar futuros retos y su crecimiento se vería comprometido.

Programa 

•Creación del nuevo polígono industrial.

•Ayudas para la contratación de alumnos de los talleres de empleo, plan de fomento dirigido a los emprendedores mediante el vivero de empresas.

•Aplicación de los beneficios derivados de la pertenencia del Concello a la red de ayuntamientos emprendedores Doing Business.

•Elaboración de un plan para la dinamización de los sectores comercial y hostelero.

ACCESOS

La circunvalación es básica para descongestionar el centro

Los cambios efectuados en los últimos años para humanizar la ciudad han puesto de relieve la imperiosa necesidad de dotar a Ribeira de una circunvalación que permita descongestionar el casco urbano.

Durante el pasado mandato, Manuel Ruiz gestionó esta actuación, que también es una larga y vieja aspiración. La Consellería de Infraestruturas, que dirige Ethel Vázquez, ya adjudicó la redacción del proyecto y se trabaja en el diseño del trazado.

Sin embargo, al mandatario le corresponderá apremiar a la Administración para que agilice los procedimientos. Uno de los objetivos de Ruiz es que pueda entrar en los presupuestos de la Xunta del próximo ejercicio. Antes habrá que definir algunos aspectos, como el enlace que tendrá en la zona de Fontán, del que Ruiz ya dijo que precisará del consenso del Concello.

Programa:

•Construcción de la circunvalación.

•Apertura de nuevos viales en las zonas de Fafián y de Abesadas.

•Urbanización del paseo de As Carolinas.

•Ampliación de la carretera en Laxes y de las curvas en A Muiñeira.

•Acceso al Campo da Agra desde la carretera del faro y ampliación de la calzada en Campo da Agra.

•Ampliación del puente entre Campo de Patas y San Pedro, en Oleiros.

SANIDAD

La necesaria ampliación del centro de salud

Aunque ha sido objeto de diversas reestructuraciones para adecuar espacios, el centro de salud precisa de mayor amplitud para la atención a los usuarios. Constituye una de las mejoras que debe afrontarse y de la que lleva hablándose hace tiempo, sin que hasta ahora se haya concretado. Técnicos del Sergas examinaron el inmueble para ver las opciones disponibles y en este mandato sería aconsejable que se dieran los pasos para definir y presupuestar la intervención.

Programa:

•Creación de la Casa da Auga en Bandaorrío, con servicios de spa y talasoterapia.

•Ampliación del centro de salud.

•Proyecto para la ampliación del área de hospitalización del complejo médico comarcal de Oleiros.

•Remodelación de la Unidad Asistencial de Drogodependientes.

•Elaboración de un plan de prevención del consumo de alcohol y otras sustancias dirigido a menores.

CULTURA

Optimización y dotación de espacios

Existen demandas pendientes desde hace tiempo, como un auditorio acorde a las necesidades del municipio, locales de ensayo adecuados o instalaciones en las parroquias para favorecer las actividades vecinales. Hay obras, como la conclusión de la casa de cultura de Carreira, que no admiten más demoras.

Programa:

•Adquisición de la casa del mar de Palmeira y del aula de la de Corrubedo.

•Creación de la casa de las asociaciones.

•Nuevo auditorio.

•Conclusión de la casa de cultura de Carreira.

•Mejora de la Casa da Xuventude.

•Nuevo local de ensayo.

GESTIÓN DE RESIDUOS

La apuesta por impulsar la recogida selectiva

El cambio de concesionaria en el servicio de limpieza viaria y recogida de residuos ha implicado el establecimiento de las condiciones para incrementar la recogida selectiva. Sin embargo, existe margen de mejora. La imagen de bolsas apiladas fuera de los contenedores todavía es demasiado frecuente, pese a haberse multiplicado la capacidad de los recipientes. Las campañas de sensibilización ciudadana y control son necesarias para adecuar el aspecto de las calles.

Programa:

•Construcción de una planta de transferencia de residuos en una parcela del polígono de Xarás para evitar las actuales limitaciones de tener que acudir a la existente en Boiro.

•Remodelación del punto limpio para optimizar su utilización por parte de los vecinos.

•Desarrollo de los proyectos ambientales que implica la adhesión del Ayuntamiento de Ribeira al pacto de los alcaldes contra el cambio climático. 

MOVILIDAD Y ACCESIBILIDAD

El transporte público, ante el reto de aumentar sus líneas

El nuevo modelo de ciudad implica la potenciación del transporte colectivo. Durante el pasado mandato se implantó una iniciativa novedosa en la comarca: una tarjeta que permite a los usuarios desplazarse en autobús por el municipio al precio máximo de un euro. En el caso de los estudiantes, el importe es incluso menor.

El éxito ha sido absoluto, porque cuatro meses después de su puesta en marcha ya se habían expedido 1.500 tarjetas, y hasta hay ayuntamientos limítrofes interesados en seguir el ejemplo de este plan.

Ahora es preciso dar nuevos pasos, alcanzando acuerdos con las empresas de transporte para que haya un incremento de líneas. Establecer una ruta a playas como la de O Vilar resolvería los problemas de aglomeración de vehículos que se registran en ese arenal.

También podrían alcanzarse acuerdos con concellos limítrofes, incluso con otras empresas, para favorecer los desplazamientos en autobús. Una de las cuestiones a mejorar es la información sobre el recorrido de las rutas y las frecuencias de paso de los buses.

Programa:

•Plan de fomento del transporte en autobús e instalación de paneles informativos en las paradas sobre tiempos de espera.

•Carril para bicicletas entre O Touro y Coroso.

•Proyectos de David Chipperfield para Palmeira y Castiñeiras.

•Rescate del párking de la plaza del Centenario.

•Asfaltado y pintado de los aparcamientos gratuitos de Abesadas y Monumento.

SERVICIOS SOCIALES

El envejecimiento poblacional obliga a tener plazas asistenciales

El municipio no es ajeno al envejecimiento de la población y eso obliga a pensar en alternativas que ofrecer a las familias. Ribeira solo posee una residencia para personas dependientes y un centro de día de alzhéimer. Resultan insuficientes para atender las demandas de mayores que precisan un lugar en el que residir o desarrollar sus habilidades, pero que no son personas dependientes.

Asimismo, aumenta la cifra de vecinos que residen solos y que, sin requerir una atención diaria, sí precisan seguimientos puntuales.

La construcción de otro centro de la tercera edad, que podría integrar prestaciones de diverso tipo dirigidas a este colectivo, se presenta como un reto imprescindible. Además, favorecería la conciliación de la vida familiar y laboral manteniendo a los usuarios en su entorno habitual.

El problema radica en las dificultades para su financiación, ya que la Administración autonómica es partidaria de agrupar. No hay duda de que la prestación debe ser pública y ahí es donde entrará en juego la capacidad de gestión.

Programa:

•Ampliación de plazas en la residencia y centro de alzhéimer.

•Servicio de fisioterapia en los hogares para personas dependientes en grado 3.

•Aumento de los fondos dedicados a gasto social un 10 % anual.

•Incremento en 20.000 horas de la atención domiciliaria a personas dependientes.

•Vivienda comunitaria para dependientes.

PUERTO

Carencias en un recinto estratégico

Las relaciones entre Portos y Concello se mantienen en un tira y afloja, pero parece claro que el gobierno de Ruiz deberá hacer fuerza para subsanar algunas de las carencias existentes. Los pantalanes de atraque para embarcaciones menores acumulan cerca de dos años de retraso.

Otro aspecto sobre el que será preciso tomar medidas, bien a nivel municipal o con apoyo autonómico, es el de la seguridad. Se han registrado demasiados actos vandálicos y robos en las embarcaciones, en un sector que es un puntal económico.

Programa:

•Instalación de nuevos alumbrados y rampa en el puerto de Aguiño.

•Construcción de chabolas destinadas a los marineros en Corrubedo.

•Remodelación de la dársena de Palmeira y realización de un paseo para la reordenación de toda la zona.

•Gestión para la instalación de los pantalanes para la flota de artes menores en el puerto de Ribeira.

TURISMO

Sacar partido a los parques naturales

Ribeira posee un parque natural con una impresionante duna móvil que atrae a cientos de visitantes y, además, la emblemática isla de Sálvora pertenece al Parque Illas Atlánticas. Sin embargo, turísticamente se saca escaso partido de ambos focos de atracción. Ni siquiera han favorecido la proliferación de empresas que aprovechen el tirón.

La galardonada reforma del mirador de Pedra da Ra ha puesto este lugar en el foco de atención, convirtiéndolo en objetivo de las cámaras y de las visitas, pero tampoco en este caso parece que haya un retorno económico claro de la inversión efectuada.

La iniciativa privada es insuficiente, aunque el potencial existente es muy alto. Existe un plan estratégico municipal para impulsar el turismo y habrá que emplearse a fondo para emprender acciones que contribuyan a dinamizar el sector. 

•Segunda fase de la remodelación del mirador de Pedra da Ra y tercera fase de la excavación del castro da Cidade.

•Centro de interpretación de la salazón en O Touro.

•Proyectos Praia Líder en Coroso, Castro-Catía y A Corna.

FORMACIÓN

Ampliar la biblioteca, materia pendiente

La ampliación de la biblioteca municipal es un aspecto del que lleva hablándose desde hace tiempo y que, de hecho, figura en las 130 medidas incluidas en el programa electoral del Partido Popular.

El servicio, aunque cuenta con una buena equipación, no está en el mejor espacio posible. Las limitaciones de su actual emplazamiento constituyen uno de los obstáculos a los que deberá hacerse frente para satisfacer esta demanda y habrá que ver cómo puede resolverse esta cuestión.

Otro de los retos que deberán afrontarse en este mandato es el relativo a la puesta en marcha de la escuela de hostelería, que se ubicará en una de las plantas del mercado de abastos. Debe servir para formar a profesionales capaces de satisfacer las necesidades del sector y convertirse en un centro con capacidad para generar alternativas laborales.

Programa:

•Creación de una sede del cuarto ciclo de la Universidade de Santiago.

•Remodelación del conservatorio con la mejora de la envolvente térmica.

•Puesta en marcha de la escuela municipal de hostelería.

•Ampliación de la biblioteca.

Votación
9 votos
Tags
Comentarios

Los deberes de Ruiz en su tercer mandato