«No teníamos dónde meternos y esta casa estaba vacía, no pueden echarnos»

Varias familias que ocuparon ilegalmente viviendas sociales en Xarás se enfrentan al proceso para su desalojo


La historia de las viviendas sociales de Xarás está salpicada de polémicas, y ahora suma una más al salir a la luz una realidad que existe desde hace años: la ocupación de varios inmuebles ilegalmente. Las familias en esta situación se enfrentan ahora a su desalojo después de que el Instituto Galego da Vivenda e o Solo (IGVS) haya iniciado el proceso para desahuciarlas, pero buscan por todos los medios quedarse en el que consideran su hogar: «No teníamos dónde meternos y esta casa estaba vacía, no pueden echarnos ahora».

Quien habla es Brenda, una madre de dos niños de 5 años y 16 meses: «No pueden dejarme en la calle con mis hijos». Reconoce que entró en la vivienda que ocupan de manera ilegal, pero insiste en que «estaba vacía. La Xunta dice que estas casas están adjudicadas, pero aquí no había nadie y la casa llevaba así tres o cuatro años». Asegura que, pese a la situación en la que se encuentran, «yo no quiero estar ilegalmente, no me niego a pagar, que me pongan un alquiler social».

De un hermano

El suyo no es el único caso. Según los afectados, hay cinco inmuebles ocupados. Otra de las vecinas que está en esta situación, y que prefiere no dar su nombre, explica que solicitó legalmente la casa: «Era de mi hermano, pero él se fue y quiso pasármela a mí, pero en Servicios Sociais dijeron que no se podía. Hace tres años me metí con mis hijos y desde entonces he solicitado el piso, pero me viene denegado».

Ella también insiste en que los inmuebles «llevan sin ocupar mucho tiempo. Nadie quiere venir para aquí, solo estamos los que lo necesitamos de verdad. No me pueden echar, tienen que darme una solución».

La Xunta y el Concello de Ribeira trabajan en una alternativa

Fuentes de la Consellería de Vivenda confirmaron que, efectivamente, se han iniciado los trámites para desalojar los inmuebles de Xarás que están ocupados ilegalmente, y explicaron que el proceso es lento y que, junto con el Concello de Ribeira, se está trabajando para ofrecer una alternativa, sobre todo en el caso de las familias con hijos menores. Por su parte, desde el departamento municipal de Servizos Sociais indicaron que se valorará cada caso individualmente y que se aplicarán los recursos que haya disponibles. Añadieron que algunos afectados ya están citados para ello.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
11 votos
Tags
Comentarios

«No teníamos dónde meternos y esta casa estaba vacía, no pueden echarnos»