La actividad de las bibliotecas se estanca

Antón Parada

RIANXO

MARCOS CREO

Los préstamos y los nuevos usuarios en los centros de lectura municipales apenas crecieron durante el pasado año

02 mar 2017 . Actualizado a las 05:00 h.

Cada año, las bibliotecas municipales de las distintas localidades de la comarca suelen obtener números positivos en parámetros como la ampliación de los fondos bibliográficos y audiovisuales existentes, el volumen de préstamos efectuados o el de usuarios que se incorporan al registro total de carnés. No obstante, si se realiza un análisis global de la suma de estos datos, de ellos se desprende que la actividad de los centros de lectura no sufre grandes variaciones o avanza con lentitud.

Si se acude a una comparación entre los índices de finales del 2015 y los de finales del 2016, la mayoría de estos datos apenas han crecido en un millar, cuestión de relevancia para una población comarcal estimada que supera las 122.000 personas (según los datos más actuales del Instituto Galego de Estatística). Y es que en el período antes mencionado, el número general de préstamos solo subió en 1.291, mientras que el aumento de los títulos fue de 9.060 ejemplares.

El otro gran indicador recae en los usuarios a escala comarcal, que subió en 1.166 carnés, hasta alcanzar un total de 23.832. Es necesario destacar que estas cifras no se corresponden con los denominados usuarios activos, es decir, aquellos individuos que están inscritos en el servicio y hacen uso de el con frecuencia. Por lo que dentro de este apartado también se contabilizan personas que puede que lleven años sin efectuar un préstamo.