Rocío García Santamaría: La maestra que enseñó a pequeños y mayores en Caamaño

F. B. RIBEIRA / LA VOZ

PORTO DO SON

Rocío García, en una fotografía de archivo, con sus alumnos en la escuela de Caamaño
Rocío García, en una fotografía de archivo, con sus alumnos en la escuela de Caamaño CARMELA QUEIJEIRO

La sonense falleció el sábado dejando atrás la gran familia que construyó en la escuela unitaria sonense durante más de veinte años

11 may 2021 . Actualizado a las 15:18 h.

Rocío García Santamaría tenía un objetivo este año: pensaba en ir retirándose de la docencia para disfrutar de más tiempo de ocio con su marido. No lo podrá hacer porque una enfermedad puso fin a su a vida demasiado pronto, cuando solo tenía 52 años. Durante más de veinte fue profesora en la escuela unitaria de Caamaño, en Porto do Son, y allí la recuerdan como una persona que logró crear una familia.

Los niños eran su pasión, pero también con los padres de los alumnos forjó una relación especial. En el 2017 dejó el colegio sonense para irse a otro más próximo al lugar de trabajo de su marido, una decisión muy difícil de tomar. Pero eso no supuso que rompiera su relación con la familia que había creado, hasta el punto de que en el 2018, coincidiendo con el puente de las Letras Galegas, un buen número de alumnos y padres fueron con Rocío a París a modo de despedida.

«Era amiga de todos», recuerdan quienes la trataron. La primera en organizar las actividades de carnaval o la función de Navidad en la unitaria de Caamaño. Y su dedicación traspasó las puertas de la escuela, incluso fines de semana o festivos estaba siempre disponible para ayudar y apoyar a los más pequeños, y también a los adultos. «Enseñaba a niños, a padres y hasta a abuelos, que siempre que pasaban por el cole paraban para ver a la profe Rocío», señalan sus allegados.

La enseñanza era su pasión y su gran afición y su familia lo más importante. Con su marido compartía también el gusto por las dos ruedas. Eran moteros y les gustaba viajar juntos, aunque alguna que otra excursión quedó aplazada por el compromiso de Rocío con sus alumnos.

El funeral en su memoria se celebró este lunes en la iglesia de Xuño.