Malestar en el seno del cabildo de la cofradía


Aunque las mejoras son buenas para todos, en el seno de la Cofradía de Porto do Son no están nada contentos con la actuación de Portos, sino más bien lo contrario. El patrón mayor, Tomás Fajardo, se mostró bastante enfadado con la actitud de los responsables del ente autonómico. Según afirmó: «Non contaron con nós para estas actuacións, cando somos quizais os máis prexudicados».

Tomás Fajardo comentó que la lonja vieja la estaban utilizando ellos como almacén para guardar sus pertenencias, como son los vehículos, lanchas y todo tipo de material. «Agora, si se tira, quedamos sen un local onde gardar as nosas cousas».

El dirigente de la entidad marinera señaló que el plan de Portos incluía el derribo de la antigua rula pero también que la Administración les construiría una nave para dedicar a almacén. Ahora se han enterado de que van realizar una actuación que ellos desconocen y que les dejará sin una nave necesaria.

En los próximos días, el patrón mayor solicitará una entrevista con el presidente de Portos, José Manuel Álvarez-Campana para trasladarle el malestar del cabildo, y también con la finalidad de exponerle sus problemas y necesidades.

Desde el pósito no entienden este distanciamiento entre ambas instituciones pues, según el responsable de la cofradía, «ata o de agora sempre houbo moi boas relacións, pero xa non nos teñen en conta para nada. Parece que lles interesan máis os colectivos deportivos que os do mar». Tomás Fajardo destacó que ahora lo que más les apremia es el problema que les causará el derribo de las instalaciones de la vieja lonja, por lo que pedirán una solución inmediata.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

Malestar en el seno del cabildo de la cofradía