La Audiencia Provincial condena a un vecino de Muros a tres años de cárcel por intento de asesinato

La sentencia considera probado que el hombre agredió a una mujer con una barra de hierro con ánimo de atentar contra su vida


Ribeira

La sección segunda de la Audiencia Provincial ha condenado a un vecino de Muros a tres años de cárcel como autor de un delito de asesinato en grado en tentativa por agredir con una barra de hierro a una mujer, propietaria de una casa de turismo rural en el municipio.

Los hechos ocurrieron en el año 2007, pero el juicio no se inició hasta el pasado mes de junio, por lo que en la sentencia se ha tenido en cuenta el atenuante de dilaciones indebidas. Según consta en los hechos probados, en el mes de marzo del 2007 el acusado golpeó a la víctima con una barra de hierro mientras esta permanecía de espaldas sentada a la mesa después de comer con su familia fuera de la vivienda. Tras el primer golpe, ella cayó al suelo y siguió agrediéndola, hasta que apareció el marido de esta y logró reducir al acusado.

La mujer sangraba por la cabeza y también sufrió lesiones en una mano al tratar de defenderse y en el pecho y el costado, por lo que le dijo a su marido que la llevase al hospital. El acusado se marchó, pero volvió al poco rato con una hoz en la mano con la que intentó agredir al marido de la víctima, que se defendió utilizando la barra de hierro. Logró tirar al suelo al procesado y lo mantuvo inmovilizado con ayuda de otra persona hasta que llegó la Policía Local, que lo esposó.

A consecuencia del forcejeo, el agresor también sufrió diversas lesiones, por lo que el marido de la mujer se enfrentaba en el juicio a una acusación por un delito de lesiones. Sin embargo, el tribunal considera que se cumplen «todos los requisitos de legítima defensa completa», por lo que se le exime de toda responsabilidad.

Con atenuantes

En cuanto al delito de asesinato en grado de tentativa, considera la sentencia que hubo ánimo de atentar contra la vida de la mujer toda vez que el primer golpe fue dirigido a la cabeza y «un golpe dirigido a la zona occipital revela una intención homicida, siendo como es el cráneo, y más en su parte de atrás, una zona muy sensible y vulnerable». Añade que, si la única intención del acusado era lesionar a la víctima, habría dirigido el ataque «a otra zona que no comprometiese la vida de la agredida». Además dirigió a la propietaria de la casa rural varios golpes y el arma utilizada para ello, una barra de hierro, «no deja lugar a dudas sobre su peligrosidad e idoneidad para causar la muerte si se estampa contra la cabeza». Por último, señala que el ataque se produjo «inopinadamente y por la espalda».

Por todo ello se considera al acusado culpable del delito de asesinato en grado de tentativa. Sin embargo, considera el tribunal que existen atenuantes a tener en cuenta a la hora imponer la condena. En primer lugar, las dilaciones indebidas en el procedimiento judicial, ya que la causa se extendió por más de 12 años, un plazo que se califica de extraordinario y que supera «con creces todo lo razonable».

La segunda atenuante es la de alteración psíquica, al considerarse tras lo declarado por los peritos que «la conjunción del consumo de alcohol con las ideas deliroides que presentaba el acusado produjo una leve alteración de sus capacidades intelecto-volitivas. Por ello, se le impone la pena mínima, tres años de prisión, así como la prohibición de residir en el lugar en el que ocurrieron los hechos y acercarse a la víctima y a su familia durante un período de ocho años.

También se le condena a pagar una indemnización de 50.000 euros a la mujer agredida y de 1.450 euros a su marido, así como a asumir los gastos generados al Sergas por el tratamiento médico derivado de la agresión y de dos cuartas partes de las costas procesales.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La Audiencia Provincial condena a un vecino de Muros a tres años de cárcel por intento de asesinato