Cinco juguetones cachorros buscan un hogar en Mazaricos

Fueron abandonados en la escuela infantil y el Concello intenta determinar quién fue el autor de los hechos


mazaricos / la voz

Si llega a suceder unas horas antes, los pequeños se lo hubieran pasado en grande. Más que nada, porque los cinco cachorros que algún desaprensivo dejó el lunes abandonados dentro del arenero de la Galiña Azul de Mazaricos son, además de preciosos, especialmente cariñosos y juguetones.

Hasta aquí lo único mínimamente amable de un incidente que, una vez más, denota el escaso civismo de muchos propietarios, que prefieren dejar abandonados a sus animales antes de intentar buscarles un nuevo hogar. En esta ocasión, el autor de estos hechos no dudó en aproximar su vehículo hasta la entrada principal de la escuela infantil mazaricana e introducir, uno a uno, los animales entre los barrotes que rodean el inmueble.

«Dounos o aviso a empresa que limpa a gardería. Ao parecer viron como un coche vermello se acercaba á entrada do edificio e como alguén abría o maleteiro. Tampouco lle deron máis importancia, porque o local está pechado. Sen embargo, minutos máis tarde escoitaron os cans e saíron fóra para collelos», explica el concejal de Cultura y Deportes Jorge Villar, quien precisa que desde el Ayuntamiento están revisando las cámaras de seguridad instaladas en el perímetro del edifico para dar con la identidad del autor de los hechos.

Refugio provisional

«Polo que nos dixeron, parecía unha persoa alta, delgada, rubia e con gafas. Temos que revisar, de calquera xeito, as imaxes que captaron os dispositivos para intentar dar coa súa identidade», puntualiza el responsable municipal, que se está encargando del cuidado de los animales. Provisionalmente, los canes están resguardados en el edificio que ocupa la agrupación de voluntarios de Protección Civil.

En el caso de que no sea factible encontrar al responsable, el Ayuntamiento intentará buscar un hogar para los cachorros. Si no lo consigue, los entregará a una protectora para que se ocupe de ellos. «É unha auténtica pena, porque os animais están en moi bo estado, coidados e incluso ensinados a facer as súas necesidades no exterior. Esperamos que se non aparece o dono poidamos atopar a outras persoas que se queiran facer cargo deles», apuntan fuentes municipales para quien este asunto resulta recurrente.

Desde el Concello indican que «desgraciadamente é algo que sucede con demasiada frecuencia. Sempre aparecen cans abandonados que, en ocasións, incluso poden resultar perigosos para a veciñanza e dos que nos temos que facer cargo».

No es el caso de los cachorros abandonados en esta ocasión, que resultan especialmente dóciles y que parecen ser cruces de pastor belga, una raza especialmente valorada por tratarse de animales muy inteligentes que gustan del contacto con la gente, especialmente con los niños.

Se trata de cuatro machos y una hembra que, como mínimo, tienen tres meses de edad y que, lógicamente, carecen el preceptivo microchip que identificaría al propietario de estas mascotas.

Hacerse cargo de los perros abandonados cuesta anualmente al Ayuntamiento mazaricano más de 20.000 euros, a razón de 8 euros diarios por cada animal. Se trata de un coste que consideran excesivamente elevado teniendo en cuenta la realidad social y económica del municipio.

En este sentido, los responsables critican que desde otras Administraciones sigan traspasando competencias a las entidades locales sin que estas vengan acompañadas de recursos económicos para hacerles frente, como sucede en este caso.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Cinco juguetones cachorros buscan un hogar en Mazaricos