Un batallón para reforestar el monte de Froxán

Medio centenar de personas participaron en una plantación de especies autóctonas en el día de los humedales


Ribeira

Un batallón de personas y otro de árboles son las armas de la comunidad de Froxán, en Lousame, y del colectivo Verdegaia para seguir reforestando un monte que durante décadas se ha visto degradado por el desarrollo de prácticas forestales poco respetuosas con un entorno natural de gran valor. Un ejército compuesto por medio centenar de voluntarios de las brigadas deseucaliptizadoras emprendió el camino a una zona húmeda conocida como Campo de Lamas para poner su grano de arena en la conservación de este territorio.

Durante toda la mañana, en ese entorno se plantaron alrededor de un millar de árboles autóctonos, como carballos, castaños, freixos o cerezos, en una extensión de unas tres hectáreas. Esta actuación estuvo precedida de otras iniciativas para la eliminación de especies invasoras y se enmarca en los actos de conmemoración del Día Mundial de las Zonas Húmedas. Campo de Lamas es un humedal formado por una turbera con hábitats de interés prioritario, de ahí que haya sido el espacio escogido para la plantación realizada ayer.

Los promotores de la iniciativa destacaron que actuaciones como la realizada en el monte lousamiano de Froxán tratan de poner en valor la importante función que cumplen las zonas húmedas «como reservas de biodiversidade e infraestruturas naturais para a regulación hídrica e a prevención de incendios, e das turbeiras en particular polo seu papel na loita contra o cambio climático».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Un batallón para reforestar el monte de Froxán