La inmunización contra el covid entre los mayores de 80 avanza en Barbanza: en Boiro se vacunan hoy los Muñiz

Fran Brea, A. Lorenzo

BOIRO

Teresa Otero, de 91 años, se vacunó este viernes en Boiro después de haber superado varias enfermedades durante su vida
Teresa Otero, de 91 años, se vacunó este viernes en Boiro después de haber superado varias enfermedades durante su vida CARMELA QUEIJEIRO

En el centro de salud de Noia están citando a los apellidos que empiezan por P

05 mar 2021 . Actualizado a las 15:57 h.

El proceso de vacunación contra el covid entre los mayores de 80 años sigue avanzando en Barbanza. Este viernes, en el centro de salud de Boiro están recibiendo el pinchazo personas con apellido que comienza por la letra M. Isabel Muñiz, que recientemente cumplió los 80, fue una de ellas: «Hai moitos que son Muñiz hoxe», confirmaba.

«Sen vacina non estamos ben»

La boirense aseguraba no haber sentido dolor al recibir el pinchazo ni tener miedo, aunque reconocía que «sempre desconfías un pouco» y también que «sen vacina non estamos ben». Para ella, la pandemia del coronavirus está siendo dura: «Sentina moito esta crise sanitaria, porque podemos movernos moi pouco».

Aunque predominaban los apellidos que comienzan por la letra M, en Boiro también se está vacunando a los que empiezan por O. Es el caso de Teresa Otero, de 91 años, quien aseguraba estar «moi contenta» al salir del centro de salud.

María Ermitas acompañó a su marido Eduardo Moares a vacunarse. Ella, al no llegar a los 80 aún tendrá que esperar
María Ermitas acompañó a su marido Eduardo Moares a vacunarse. Ella, al no llegar a los 80 aún tendrá que esperar CARMELA QUEIJEIRO

Esperando para entrar estaba Eduardo Moares, de 81 años, que llegaba desde Rianxo con su mujer, María Ermitas. Ella tiene 73, por lo que aún debe esperar para recibir el pinchazo. Moares apuntaba que confía en que gracias a la vacuna se pueda volver a la normalidad: «Agora temos moito coidado. Saímos a pasear ao lado do mar, pero antes gustábamos parar no bar a tomar algo e agora non o facemos».

En el caso del centro de salud de Ribeira, han comenzado a vacunarse las personas cuyo apellido es Pena. Este viernes no están administrando dosis y las inyecciones está previsto que se retomen el martes.

En el ambulatorio de Noia (donde se vacunan los vecinos de Noia, Outes, Porto do Son y Lousame) van por la letra P y hoy estaban vacunando. En Muros (a donde acuden los residentes en Muros y Carnota) están con los mayores cuyo primer apellido comienza por Po, pero hoy no acudió el equipo inmunización, que suele ir tres veces a la semana a cada uno de los cuatro puntos de vacunación de la comarca.