Jealsa refuerza su marca matriz con una gama de conservas sostenibles y el rediseño de su embalaje

La Voz RIBEIRA / LA VOZ

BOIRO

JEALSA RIANXEIRA

La empresa de Boiro apuesta por emplear en sus elaborados materia prima capturada por métodos de pesca sostenibles y aceites con la etiqueta ECO

16 sep 2019 . Actualizado a las 13:29 h.

Sobre la marca Rianxeira se levantó la hoy corporación empresarial Jealsa, empresa líder en la fabricación y comercialización de conservas de pescado y marisco. Recién cumplidos los sesenta años de actividad, la compañía fundada por Jesús Alonso Fernández acaba de realizar el que probablemente sea el cambio más importante de los últimos veinte años en las manufactura con el epígrafe original: una gama de productos en los que la innovación se encuentra dentro y fuera del embalaje: en el interior, un producto con la etiqueta sostenible y el prefijo ECO, y en el exterior, con una renovada y actualizada imagen que ya ha merecido una distinción internacional: un Pentawards Plata 2019, premios de diseño de packging de mayor prestigio.

JEALSA RIANXEIRA

Según fuentes de la conservera radicada en Boiro, «todos los atunes y bonitos cuentan con el reconocimiento del sello azul de MSC (Marine Stewardship Council, la certificación de pesca sostenible más exigente del mundo), y/o bien son capturados a caña uno a uno». De esta forma, la empresa, fiel a la trayectoria que viene marcando, da un paso más en su compromiso por la sostenibilidad de los recursos.

En la nueva gama de Rianxeira, de la que forman parte enlatados de atún, bonito, mejillones, salmón al natural, mariscos, sardinas y sardinillas, sobresalen apuestas como el empleo del toque justo de aceite o agua mineral, para preservar «toda la jugosidad y el sabor de los productos, pero desde una perspectiva de sostenibilidad, conveniencia y salud. En las nuevas referencias también se encuentra una clara apuesta por los ingredientes ecológicos, como parte del compromiso total de la marca con el medio ambiente, y por la excelencia en los ingredientes, como refleja el empleo de flor de sal».