Los trámites administrativos con Portos retrasan el proyecto del nuevo club de remo de Cabo

El pleno aprobó un modificativo para desviar parte del dinero de esa actuación a otras obras

.

ribeira / la voz

Fue uno de los proyectos estrella de los presupuestos que el equipo de gobierno de Boiro presentó para este año, pero las trabas burocráticas con Portos han provocado que tenga que retrasarse su ejecución. Así lo explicó el jueves el alcalde en funciones, Fernando García, durante un pleno extraordinario en el que uno de los tres puntos que se debatieron era un modificativo de crédito para destinar a otras actuaciones parte del dinero -alrededor de 400.000 euros- de la construcción de la nueva sede del club de remo de Cabo de Cruz.

El socialista Luis Ruiz fue el primero en criticar esta «aminoración do presuposto», y lamentó que con esta decisión ya se estén condicionando las cuentas del año próximo. Además, tanto él como Dores Torrado hicieron hincapié en que ahora ese dinero se invertirá en pagar las obras de rehabilitación del pazo de Goiáns, «para as que se solicitou un préstamo black, como xa dixen en xaneiro, que agora é un préstamo en vermello», afirmó la portavoz de Boiro Novo.

Para completar el malestar de la oposición, Raquel Suárez reconoció que «este modificativo de creto responde a un fallo nos orzamentos. Vostedes presumen de moi boa xestión económica, pero este é un orzamento mal feito e sen previsión».

Fernando García explicó que tomaron la decisión después de que esta misma semana Portos les hubiera solicitado más documentación para poder hacer la cesión de los terrenos para levantar la nueva instalación en Cabo de Cruz, lo que dilatará todavía más el proceso administrativo, y consecuentemente también la ejecución de la obra. «Esta es una partida ociosa que será materialmente imposible ejecutar al 100 %, pero el club de remo se va a hacer. Este año se realizará una parte y vamos a terminarlo antes de que acabe la legislatura», destacó el alcalde accidental, que con su voto de calidad aprobó esta moción.

Ausencia del alcalde

Los otros dos puntos del orden del día también salieron adelante y tenían relación con una partida del POS+ 2018 y con las obras que se van a ejecutar con el remanente del 2017. A pesar de que los miembros de la oposición criticaron al equipo de gobierno por no tenerlos en cuenta a la hora de elegir las actuaciones a realizar con este dinero, los temas que más polémica suscitaron tenían relación con la ausencia del alcalde a la sesión y con que se hubiese convocado un pleno extraordinario con solo tres puntos a debate.

Javier Chouza recordó que quedan todavía una veintena de mociones retrasadas por presentar, por lo que consideró la sesión del jueves «non só como unha falta de respecto senón unha burla total e absoluta». También el socialista Manuel Maneiro criticó duramente la actuación del equipo de gobierno, al que acusó de «pasarse de frenada» con este tipo de convocatorias.

Por su parte, Manuel Velo, de IC Boiro, incluso entregó un informe al secretario municipal recordando que se estaba incumpliendo la normativa, ya que los plenos ordinarios no se celebraban según la periodicidad bimensual que se había establecido.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Tags
Comentarios

Los trámites administrativos con Portos retrasan el proyecto del nuevo club de remo de Cabo