Las talas masivas se llevan por delante carballos centenarios en la comarca

Ana Gerpe Varela
A. Gerpe RIBEIRA / LA VOZ

BOIRO

MARCOS CREO

Cada vez más voces alertan de la existencia de un proceso de desforestación

20 mar 2018 . Actualizado a las 05:00 h.

Las talas que desde hace unos meses se efectúan en la comarca están provocando diversos tipos de reacciones encontradas y, por lo que parece, también están siendo aprovechadas por los más desaprensivos para llevarse por delante cualquier tipo de árbol, aunque se trate de carballos centenarios. Así se ha constatado en Boiro, donde se acomete la concentración parcelaria de Cures, pero también en otras localidades de la zona.

Diversas personas, algunas vinculadas al sector forestal a colectivos preocupados por el medio ambiente o, simplemente, sensibilizadas con el patrimonio natural, han expresado su preocupación por el hecho de que, además de eucaliptos, se están talando ejemplares de especies frondosas.

Un técnico que trabaja en el sector forestal en el área de Barbanza explicaba ayer que son muchos los propietarios particulares que, cuando contratan los servicios de su empresa, piden que se corten todos los árboles de la finca: «Non queren que quede nada porque non teñen intención de preocuparse polo monte. É unha mágoa, pero é así».

Unos 35 euros por tonelada

Por su parte, el responsable de una empresa de la provincia de Pontevedra que adquiere madera en municipios de Arousa norte explicó que compra carballo, aunque subrayó que «non ten demasiada saída». Asegura que su finalidad fundamental es la de servir para leña.

En cuanto a los precios, recalcó que existen diferencias en función de la calidad y características de los ejemplares, pero comentó que el valor medio se sitúa en los 35 euros la tonelada.

Diversos profesionales consultados comentaron que son pocas las carballeiras propiamente dichas que hay en la zona e indicaron que lo que sí abundan son ejemplares de roble mezclados con otro tipo de árboles. La gran cantidad de cortas que se llevan acabo en este momento y la variedad de especies favorece, explican diversas fuentes, que puedan talarse ejemplares indiscriminadamente.

La proliferación, en todo tipo de carreteras a lo largo y ancho de la comarca, de decenas de troncos de árboles motiva que comiencen a escucharse voces de alerta sobre lo que está aconteciendo e, incluso, no falta quien hable de la existencia de un proceso de desforestación. En este sentido, alertan de las consecuencias que tendrá en el futuro la importante desaparición de arbolado que se está llevando a cabo.

Por su parte, miembros de comunidades de montes dudan de la eficacia de estas medidas a la hora de prevenir los incendios.