El bloque que coloca Boiro en el mapa del piragüismo nacional

Las cuatro palistas del J. J. Chicolino miran al Campeonato de España tras morder el oro en la copa

De izquierda a derecha, aguantando de la embarcación, están Raquel da Costa, Antía Romero, Claudia Miguéns y Verónica Ferreirós
De izquierda a derecha, aguantando de la embarcación, están Raquel da Costa, Antía Romero, Claudia Miguéns y Verónica Ferreirós

Raquel da Costa, Verónica Ferreirós, Antía Romero y Claudia Miguéns eran unas crías cuando pisaron por primera vez la sede del Piragüismo Rías Baixas. Ha sido el paso del tiempo, la madurez y la constancia las que han querido que ellas sean la punta de lanza del proyecto competitivo del J. J. Chicolino. Lo dejaron claro en la Copa de España, donde mordieron el oro en la prueba de C4 de 500 metros. No les tembló el pulso. En Avilés estaban las mejores deportistas del país, pero ninguna pudo con ellas.

Las cuatro forman el primer equipo de competición femenino del Rías Baixas, un orgullo para un club que ha dado pasos poco a poco, sin prisas, sin fichajes, tirando de una cantera en la que se formaron las cuatro boirenses. «Empezaron en benxamíns e foron escalando categorías na base. Non ter un equipo feminino absoluto era unha espiña que tiñamos cravada. Conseguimos que saíra adiante e queremos que se consolide para que a xente que vén por detrás teña unha referencia», explica Luis Ourille, director deportivo del equipo barbanzano.

El oro obtenido en la Copa de España es solo la confirmación del buen trabajo que han realizado las cuatro, que han logrado compaginar sus vida personal, laboral y deportiva: «Vimos que tiñan moita proxección. E a iso hai que sumarlle o seu compromiso para adestrar, sabíamos que podían estar aí diante».

El siguiente gran paso para las cuatro palistas es el Campeonato de España, que se celebrará en Verducido, Pontevedra, en el mes de agosto. Para ese momento queda muchísimo y Ourille reconoce que es perfecto para «traballar e dar o mellor de nós. Teremos un mes e medio de marxe para adestrar en Boiro. Todas xuntas é mellor porque para aquela o curso xa estará rematado».

Objetivo individuales

Lo cierto es que las cuatro boirenses tienen también metas separadas. Antía Romero en dos semanas tendrá el selectivo nacional de la categoría sub-23, en el que quiere lograr una plaza para el Mundial que será a principios de septiembre. Raquel da Costa, a pesar de una lesión en la rodilla, también quiere representar a España en las citas internacionales de maratón de larga distancia.

Ferreirós y Miguéns, que son debutantes en la categoría, buscan consolidarse como palistas absolutas. Sobre si ve a sus competidoras como favoritas de cara al Campeonato de España, Ourille prefiere tomarse las cosas con algo más de calma: «Na Copa saíu todo moi ben. Chegaron nun pico de forma, tiveron descanso e competiron moi ben. Pero isto é deporte e diante teremos clubs moi potentes como o Cidade de Pontevedra, o Firrete, Náutico de Sevilla... Vamos a traballar para dar o mellor de nós».

Lo que todos tienen claro es que el buen ambiente que se respira en los entrenamientos del Rías Baixas es clave para lo que se ve después en las regatas: «Iso é fundamental. Nótase moitísimo. Nunha embarcación se non hai boa relación, non funciona. É algo que pasa seguido».

No tienen ese problema las regatistas estrella del J. J. Chicolino, que siguen al pie del cañón cada semana para apuntalar un bloque que mira incluso más allá de Campeonato de España. Su objetivo no son solo las medallas, el piragüismo de Boiro en el mapa y consolidar un bloque que pueda competir con los mejores de todo el país. Y para ello Raquel, Verónica, Claudia y Antía son fundamentales.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El bloque que coloca Boiro en el mapa del piragüismo nacional