Equipos anticontaminación tratan de proteger las bateas del vertido

Una hipótesis apunta que el derrame podría proceder del emisario de O Touro


Ribeira / la voz

Las embarcaciones del Ministerio de Transportes y de la Consellería do Mar llevan desde el martes trabajando a destajo en la eliminación de la mancha de hidrocarburo que se detectó en la ría, entre la isla de Rúa y O Pombeiro, para evitar que llegue a los polígonos de bateas. Desde Salvamento Marítimo indicaron que ayer por la mañana seguía percibiéndose una especie de grasa en el mar que iba en aumento, por lo que urge investigar su origen, actuación que están llevando a cabo agentes del Seprona. Al parecer, y según apuntaron algunas fuentes, es posible que el vertido proceda del emisario submarino de O Touro.

Las embarcaciones Don Inda y Salvamar Sargadelos, las lanchas del Servizo de Gardacostas Irmáns García Nodal, Punta Falcoeiro y Paio Gómez Chariño y una nave de la Autoridad Portuaria han estado trabajando en la zona para retirar los residuos sólidos contaminantes y dispersar las manchas. También colaboraron barcos bateeiros.

En cuanto al origen del vertido, en la mañana de ayer, un grupo de buzos de Salvamento Marítimo se acercó a Ribeira para inspeccionar el emisario submarino y comprobar si procede de la red de saneamiento de Ribeira.

Fuentes del operativo que participaron durante toda la jornada de ayer en las labores de control y limpieza indicaron que lo prioritario es retirar los residuos y tratar de evitar que sigan llegando al mar, en vista de que ayer estaba apareciendo más contaminación en la ría: «Hay que intentar por todos los medios que pare lo antes posible», indicaban. También insistieron en que el vertido es hidrocarburo y que procede de tierra.

Varias hipótesis

El subdirector xeral del Servizo de Gardacostas de la Xunta, Lino Sexto, que siguió las labores de control de la mancha a bordo de una embarcación, señaló que una de las hipótesis sobre la procedencia del hidrocarburo es que puede tener su origen en el emisario de O Touro, aunque «non descartamos outras, como pode ser un vertido procedente dun barco no medio do mar».

El representante de la Consellería do Mar comentó que ayer estuvieron trabajando en la retirada de galletas de fuel y dispersando las manchas con ayuda mecánica.

Lino Sexto destacó que el vertido inicial estaba situado entre la isla de Rúa y Ribeira, a unas dos millas de la costa. Además, «temos manchas en diferentes zonas que estamos tratando de eliminar. Tamén están a unhas dúas millas de Sálvora». Como medida preventiva, la Xunta procedió al cierre cautelar del polígono de bateas Ribeira B, el único de los situados en las proximidades de la zona contaminada que permanecía abierto.

El representante de la Consellería do Mar añadió que están barajando la posibilidad de colocar barreras anticontaminación en las inmediaciones de O Pombeiro para evitar que el fuel entre en los polígonos de bateas. Aún así, comentó que los técnicos del Intecmar no prevén que los residuos lleguen a la costa, pero, «imos estar atentos». El responsable del Servizo de Gardacostas indicó que el principal trabajo ahora es recoger los restos que están esparcidos por la ría y que la mayoría son manchas sueltas alejadas unas de otras.

Por su parte, El alcalde ribeirense, Manuel Ruiz, desconocía ayer si el vertido procedía del emisario de O Touro, aunque reconoció que el domingo «houbo unha fuga de fuel que procedía do polígono industrial. Detectouna o servizo de mantemento. Limpáronse os bombeos e as instalacións. Non sei se ten algo que ver ou non. Dende o Concello xa demos conta desta incidencia á Xunta de Galicia».

La subdelegada del Gobierno en Pontevedra afirma que la mancha está controlada

La subdelegada del Gobierno en Pontevedra, Maica Larriba, mantuvo una reunión con el capitán marítimo de Vilagarcía, Manuel Martínez; el jefe de la Comandancia de la Guardia Civil, Simón Venzal; y la jefa de la unidad de Protección Civil, Natalia del Caño, para conocer de primera mano la evolución del vertido de hidrocarburos en la ría de Arousa. Larriba, tras la reunión, señaló que la mancha estaba controlada por los servicios de Salvamento Marítimo y que se estaba trabajando en dos puntos donde se encuentra la mayor parte de la contaminación. Uno de ellos, cerca de punta Touro, en Ribeira, y el otro, próximo a la isla de Sálvora. «La mancha localizada en la isla no representa peligro por no estar cerca y por encontrarse muy diluida», dijo.

La portavoz del Gobierno comentó que la Guardia Civil, a través del Seprona, inició una investigación ante la posibilidad de que los restos procedan de tierra y no del propio mar, como se estimó en un primer momento.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Equipos anticontaminación tratan de proteger las bateas del vertido