El monte sonense de Goiáns amanece sin llamas

El fuego, que se inició a las 6.15 horas de ayer, ha arrasado 84 hectáreas y ha puesto en peligro viviendas de tres aldeas de la parroquia de Goiáns

;
Barbanza registra siete incendios entre la madrugada y esta mañana El foco más importante se encuentra en Miñortos, donde han ardido ya unas veinte hectáreas
M. X. B.
Ribeira

Pese al fuerte viento que reinó durante la noche en la comarca de Barbanza, los medios desplegados en Porto do Son consiguieron controlar el incendio que se registró a las 6.15 horas de ayer en la parroquia de Goiáns. Fuentes de Protección Civil confirmaron que ya no hay llamas en el lugar, aunque habrá que mantener la zona vigilada para actuar ante posibles reproducciones. El incendio quedó más o menos estabilizado ayer a media tarde, después de que las máquinas consiguieran abrir una zanja a modo de perímetro de seguridad. 

Aunque la situación está tranquila en la zona, desde la Consellería do Medio Rural aún no dan por estabilizado ni controlado el fuego y mantienen la categoría de activo para este incendio. Cifran además en 84 las hectáreas que han resultado calcinadas. 

El de Porto do Son no fue el único incendio que se registró durante las últimas horas en Barbanza, donde se detectaron al menos siete focos en los municipios de Boiro, Noia y Porto do Son. Eso sí, el de O Son fue el más importante y propició la incorporación de medio centenar de soldados de la Unidad Militar de Emergencias (UME).

La alarma saltó a las 6.15 horas de ayer y en el operativo estuvieron trabajando a lo largo de toda la jornada doce agentes forestales, 26 brigadas, 18 motobombas, dos palas, siete helicópteros y cinco aviones. También se incorporaron al dispositivo efectivos de la Unidad Militar de Emergencias (UME) para participar en las labores de extinción y seis medios aéreos del Ministerio de Agricultura.

El delegado del Gobierno en Galicia, Javier Losada, confirmó que se desplazaron a Porto do Son dos aviones anfibios de gran capacidad de la base de Santiago y otros dos llegados de Salamanca, así como un helicóptero de Asturias y otro avión de comunicaciones y observación procedente de la base de León.

A mayores, están sobre el terreno 54 militares, un helicóptero y 18 medios terrestres de la UME.

Sin embargo, el amplio dispositivo se topó con un viento intenso que favoreció el avance de las llamas y que se quemasen más de 80 hectáreas, según el último parte facilitado anoche por Medio Rural. Además, el fuego alcanzó una nave industrial y un vehículo estacionado en sus inmediaciones en el lugar de Trapa y llegó a amenazar los núcleos de Mótega y A Silva.

Por otra parte, el incendio que se originó en Boa, en el municipio de Noia, a las 9.15 horas ya está estabilizado. En las tareas de extinción han trabajado dos brigadas, una motobomba y un helicóptero, así como miembros del equipo de emergencias municipal. También en el municipio noiés, en la zona de Argalo, se ha reavivado un foco que se inició a las 4.30 horas de la pasada madrugada y que estaba controlado. Este incendio movilizó durante la noche a un operativo integrado por cuatro agentes, dos brigadas, cuatro motobombas y emergencias de Noia, y los equipos de extinción siguen regando la zona para tratar de estabilizarlo. Se han quemado 15 hectáreas. Además, en la misma zona se registró un segundo fuego forestal a las 5.25 horas que afectó a una hectárea de arbolado.

En la parroquia de Cures, en Boiro, los equipos de extinción han logrado controlar un incendio que comenzó en Mieites a las 5.30 y que ha movilizado a dos agentes, tres brigadas y cuatro motobombas, según la información de Medio Rural. En la zona también ha estado trabajando personal del servicio de emergencias municipal y las primeras estimaciones señalan que se han visto afectadas 2,72 hectáreas de terreno arbolado.

Otros dos

En Cures se activaron otras dos alertas durante la madrugada, aunque ambos focos están ya extinguidos. La primera de ellas saltó a la 1.54 y las llamas quedaron estabilizadas a las 4.00 y se dieron por sofocadas pasadas las cinco y media de esta tarde, mientras que la segunda alerta se produjo poco después, a las 2.30, y el fuego permaneció activo hasta las 9.04. También quedó apagado por completo a media tarde. En total, en ambos incendios ardieron unas 0,9 hectáreas.

Por ahora es una hipótesis que debe tomarse con reservas, pero el hecho de que se hayan detectado tantos focos en la misma zona en un período de tiempo tan corto hace sospechar que pueda tratarse de un mismo incendiario.

Estabilizado el gran incendio forestal que se extiende por varias parroquias de Monforte y Pantón

F. Albo / C. Cortés
;
Monforte: el mayor incendio del verano en Galicia El fuego se acercó peligrosamente a varias viviendas y obligó a cortar varias carreteras

En Fisterra comenzaba esta madrugada un incendio para cuya extinción se ha solicitado la intervención de la Unidad Militar de Emergencias

Un incendio forestal declarado a primera hora de la tarde de ayer causa una fuerte alarma en varias parroquias de Monforte y Pantón. El fuego comenzó al parecer en los alrededores de la localidad de Cinsa, en la parroquia de Baamorto -hacia las 13.22 horas- y se acercó peligrosamente a algunas viviendas. Los servicios de extinción lo dieron por estabilizado cinco minutos antes de la medianoche; tras más de once horas de trabajo, el avance del principal frente del fuego se frenaba por fin y en sus flancos solo quedaban focos aislados. Afecta a 350 hectáreas. 

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
13 votos
Comentarios

El monte sonense de Goiáns amanece sin llamas