El Lampón impuso su doctrina en A Mina

Jesús Guerra se encargó de firmar el 1-0 al fallar la zaga visitante y plantarse solo ante Alberto


En un duelo duro, áspero, en el que la batalla física venció al balón, el Lampón impuso su doctrina en el siempre inexpugnable feudo de A Mina. Choque que los locales disputaron con el corazón en el puño tras el reciente fallecimiento del mítico directivo José Enrique Lago, al que le pudieron regalar una victoria por 1-0 contra el líder, el Artes.

Arrancó el encuentro con los boirenses apretando la salida del esférico del conjunto ribeirense. Eso les valió para crear las primeras acciones de peligro, aunque el cancerbero visitante, Alberto, se mostró como un auténtico gato, evitando el gol inicial de los de A Mina.

Con el paso de los minutos, y con una lluvia incesante que no se detuvo hasta convertir el terreno de juego en un barrizal, el duelo se igualó. Por momentos, el cuero fue un mero espectador de una batalla entre dos conjuntos que no querían encajar un tanto que sabían que sería clave.

Todo cambió en la recta final del segundo tiempo. Tras una intentona de Vicente, cuyo disparo no encontró la portería local, Jesús Guerra se encargó de firmar el 1-0 al fallar la zaga visitante y plantarse solo ante Alberto. Con el balón en la red, el equipo se unió en un abrazo. El gol iba por José Enrique.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

El Lampón impuso su doctrina en A Mina