El Boiro contará con un presupuesto de 278.000 euros esta temporada

La deuda de club, afirmó la junta, era casi el doble de lo que reconoció la directiva saliente, aunque ya han conseguido amortizar un 54 %


Ribeira / la voz

Comienza a verse la luz al final del túnel. Ese fue el sentir mayoritario al cierre de la asamblea de socios del Boiro. Después de meses de incertidumbre, en los que el equipo estuvo cerca de desaparecer, el grupo encabezado por Changui dio respuesta a las decenas de cuestiones que estaban pendientes. Desgranó también los planes para la vigente temporada (2018-2019), en la que la contarán con un presupuesto de 278.000 euros.

Esas son las previsiones de ingresos, mientras que los gastos se estiman en 255.000. A falta de que se confirme una subvención por derechos televisivos por parte de la Federación Española de Fútbol, y que rondaría los 13.000 euros, la junta considera que el superávit podría acercarse a los 40.000, que se destinarían en su totalidad a amortizar la deuda que queda a día de hoy.

Ese fue el punto más polémico de la noche del viernes. Los nuevos responsables de club pusieron todos los papeles encima de la mesa para que los socios conocieran el estado real de las cuentas. Aunque presentaron las cifras concretas, estas todavía no han trascendido. Lo que sí se sabe es que el montante total, afirmaron, sería prácticamente del doble de lo que reconoció la junta saliente el pasado verano.

A mayores, según fuentes presenciales en la asamblea, los directivos desvelaron que el club está afrontando el abono de una multa de Hacienda de 35.000 euros por el impago del IVA durante el 2017. La Agencia Tributaria está también estudiando las cuentas del 2015. El motivo, apuntaron en la reunión, es que en ambas anualidades, la directiva sí presentó los papeles, pero afirmando que no había tenido ningún ingreso, lo que hizo saltar las alarmas de los inspectores públicos.

Viabilidad

A pesar de que el montante de la deuda es el doble de lo que se esperaba, en los seis meses de Changui como presidente ya han conseguido amortizar el 54 %. En algunos casos, los acreedores han aceptado quitas o refinanciaciones, mientras que a otros ya se les ha abonado lo que se les adeudaba.

Subsanarla por completo podría ser una realidad para la temporada 2020-2021, aunque desde la junta tienen claro que sería necesario mantenerse en Tercera División para cumplir estos plazos. «Se baixas a Preferente as axudas das federacións e da Deputación caen nun 70 %, polo que farían falta seis anos e non tres», confesaron fuentes de la directiva a los socios durante la reunión.

Una mayoría de aficionados solicitó a la junta que estudiara con su bufete de abogados la posibilidad de denunciar a la directiva saliente por si es responsable de algún delito tributario. Además, pidieron que se aclare a dónde fue a parar una subvención de 10.500 euros cuyo destino aún es desconocido.

Con mucho trabajo por delante, la nueva directiva se ha comprometido, para los próximos cuatro años, a que el Boiro vuelva a ser el club solvente de antaño. Como dice el refrán, después de la tempestad siempre llega la calma. Ahora solo falta alcanzar la luz que comienza a verse al final del túnel.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
14 votos
Comentarios

El Boiro contará con un presupuesto de 278.000 euros esta temporada