El colapso de las áreas de Intervención lastra la redacción de los presupuestos

Solo los concellos de Boiro, Outes y Porto do Son confían en aprobarlos en diciembre


ribeira / la voz

Cuando se entra en la recta final del año, muchos concellos ya se encuentran inmersos en la elaboración de las cuentas para el próximo ejercicio, una redacción que en algunos ayuntamientos se está alargando más de lo debido, y la causa está en el colapso que sufren los servicios de intervención municipal. Uno de los motivos que explica esta situación viene derivada de los requisitos que impone la nueva ley de contratación, que ha incrementado considerablemente el trabajo que realizan estos funcionarios.

El alcalde boirense, Juan José Dieste, destacó que ahora cualquier proceso para licitar una actuación se puede demorar en el tiempo hasta tres meses, puesto que hay que revisar más documentación y, si antes se presentaban una media de cinco o seis empresas a un concurso, ahora la media no baja de 15, con el trabajo de tramitación y comprobación de expedientes que esto supone. La consecuencia directa es que si se tarda en adjudicar una obra, o finalmente no se hace, baja el nivel de ejecución de los presupuestos, lo que afecta directamente a la regla de gasto y condiciona la partida de inversiones para el próximo ejercicio.

A pesar de todos estos contratiempos derivados de la ley de contratación pública, el mandatario boirense confía «en que las cuentas estarán listas para poder llevarlas al pleno de diciembre». En Porto do Son también están ultimando la elaboración del documento contable, y su previsión pasa porque esté aprobado antes de que finalice este ejercicio. De hecho, el regidor sonense, Luis Oujo, afirmó que es una prioridad, tanto para él como para los técnicos de Intervención, aunque reconoció que han visto aumentado considerablemente su volumen de trabajo debido a la nueva normativa. A este problema, el mandatario añade otro escollo para poder concretar el plan económico: que tampoco están aprobados los presupuestos del Estado. «Temos o documento bastante pechado, pero estamos condicionados por esas partidas do Goberno das que descoñecemos a súa contía. Nós estamos traballando sobre estimacións, e logo se hai que modificar algo, pois cámbiase», apuntó el regidor, que dijo que para él es importantísimo poder trabajar teniendo las cuentas aprobadas.

Esta opinión también es compartida por su homóloga de Outes, Beatriz Molinos, que afirmó que este año llevan un poco de retraso en la elaboración del documento presupuestario, aunque confía «en aprobalo no pleno de decembro e entraría en vigor a mediados de xaneiro, ou case xa en febreiro».

Búsqueda de consenso

Febrero y marzo son las fechas que baraja el alcalde de Rianxo, Adolfo Muíños, para presentar las cuentas del 2019, ya que su intención es volver a intentar consensuar el documento con el mayor número de grupos.

En Lousame, la falta de secretaria-interventora ha condicionado la preparación de las cuentas durante los últimos dos años, pero con la reciente incorporación de una funcionaria a este departamento la alcaldesa, Teresa Villaverde, espera poder volver a tenerlas listas «en tempo e forma». La regidora afirmó que «levamos a cabo o que orzamentamos, polo que mantemos o nivel de execución e non prexudicamos a regra do gasto».

El problema en el caso de Noia radica en la falta de personal existente en distintos departamentos, lo que impide iniciar los trámites para elaborar las cuentas. El Concello aprobó en septiembre una oferta pública para cubrir las vacantes.

Ribeira y A Pobra posponen la elaboración de sus cuentas a después de los comicios

Los concellos de Ribeira y A Pobra estrenaron los presupuestos de este 2018 en junio y julio, respectivamente, con lo que no hace ni tres meses que están aprobados. A esta situación se une otra, y es que en mayo del 2019 se celebrarán elecciones municipales que pueden suponer cambios en las corporaciones, motivo que ha llevado a estos dos ayuntamientos a posponer la elaboración y aprobación de las cuentas hasta después de los comicios.

El objetivo de la Administración ribeirense es dejar estructurado el documento, con asignación de recursos a cada área, pero que luego que sea el próximo equipo de gobierno el que proceda a presentarlos al resto de los grupos de la corporación. En A Pobra, por el momento, no han iniciado ningún tipo de trámite al respecto, aunque el alcalde Xosé Lois Piñeiro, reconoció que el problema no es elaborar el documento, «o que intuímos é que será moi difícil aprobalos», por lo que esperará al resultado de las elecciones.

Seguir leyendo

Complicación

Tanto los ciudadanos como las Administraciones buscan que cada vez los trámites sean más sencillos y rápidos. Sin embargo, lejos de mejorar, aparecen nuevas leyes que complican la vida a los concellos y a los vecinos. La consecuencia directa: que mientras los interventores están centrados en otros asuntos no pueden elaborar los presupuestos, y así llegará diciembre y solo tres concellos dispondrán de cuentas para el 2019.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El colapso de las áreas de Intervención lastra la redacción de los presupuestos