ribeira / la voz

Atrás quedan aquellas manifestaciones en Santiago, algunas con cargas policiales incluidas, en las que profesores, alumnos y vecinos reclamaban la apertura de una Escola Oficial Náutico Pesqueira en la capital barbanzana. No sería hasta el 1993 cuando por fin abriría las puertas el tan demandado centro, que este año festeja sus bodas de plata.

Algunos de aquellos ribeirenses que tanto lucharon por su creación, regresaron ayer a las aulas para conmemorar este aniversario. «Dicían que aquí non había infraestrutura pesqueira nin frota que xustificara a súa construción. Uns compañeiros e eu percorremos todos os portos da comarca contando empresas e barcos, e resulta que tiñamos a maior frota de baixura de Galicia», recordaba ayer Domingo Paz, uno de los primeros profesores que tuvo esta escuela y que previamente también dio clase en el vecino instituto de Coroso.

Tanto a él como el resto de impulsores del centro estuvieron muy presentes en los discursos que se leyeron ayer, empezando por el del actual director, Pedro Riveiro, que hizo especial hincapié «na pegada» que dejaron estos primeros alumnos y docentes. Recordó que la escuela «pasou de atender a demanda urxente de profesionais do mar, a ofertar un programa educativo estable con medios e recursos de gran calidade e adaptados ás últimas tecnoloxías».

También habló de esta apuesta por la renovación constante la conselleira do Mar, Rosa Quintana, que insistió en que «o ensino náutico-pesqueiro é unha materia blindada para nós». En este sentido, anunció que, en los próximos dos años, la Xunta invertirá 1,5 millones de euros en la oferta formativa de este sector, «que permita realizar ese relevo xeracional para que Galicia siga sendo competitiva no sector marítimo».

En el acto también se contó con la presencia del alcalde de Ribeira, Manuel Ruiz Rivas, así como de su antecesor y hoy senador del PP José Luis Torres Colomer, y del empresario ribeirense Ramiro Carregal, al que se le agradeció expresamente su colaboración con esta escuela. «Este centro foi a consecución dun anhelo colectivo para que se fixera xustiza cun pobo mariñeiro que vive do mar», afirmó el regidor, que reconoció el gran trabajo realizado por el equipo docente de la Escola Oficial Náutico Pesqueira para que se haya convertido en un referente, «que segue medrando. Imos polo bo camiño. Ribeira merece este centro e os seus profesionais son un exemplo en todo o mundo».

Formación

En los 25 años de vida de la escuela náutica ribeirense han pasado por sus aulas 21.050 alumnos, que asistieron a 1.065 cursos. En la actualidad, el centro imparte los ciclo medio y superior de Máquinas, y el medio de Puente, aunque el objetivo es que el año próximo se pueda añadir también el superior de esta especialidad.

Paralelamente, la escuela acoge enseñanzas no regladas para la obtención de distintos títulos y certificados náuticos pesqueros.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Un centro que navega con viento a favor