Poco a poco


Después del annus horribilis que vivió el sector de las autoescuelas el verano pasado debido a la huelga de examinadores, estos meses parece que las aguas han vuelto a su cauce, y las academias han tenido un pequeño suspiro, con un nivel de alumnos similar al de los años previos a la protesta. Sin embargo, la situación tampoco está para tirar cohetes, porque la crisis de la natalidad pesa como un gran lastre para estas empresas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Poco a poco