La jueza cree que el Chicle quería agredir sexualmente a la joven que intentó raptar

Los hechos de Boiro desencadenaron la detención del asesino confeso de Diana Quer


José Enrique Abuín Gey, el Chicle, quería agredir sexualmente a la joven que intentó raptar el pasado 25 de diciembre en la calle Bao, de Boiro. Así lo cree la titular del Juzgado de Instrucción y Primera Instancia número 2 de Ribeira, que, tras valorar las declaraciones de víctima y testigos y el modus operandi del asesino confeso de Diana Quer, considera que los hechos ocurridos el pasado día de Navidad son, presuntamente, constitutivos de los delitos de agresión sexual y detención ilegal, ambos en grado de tentativa.

En el auto hecho publico ayer, la togada concluye que, analizados todos los elementos, estos conducen «al sólido indicio de que la finalidad del móvil en el actuar de Abuín va más allá del simple robo, ya que los indicios dirigen hacia una voluntad clara de detención ilegal como instrumento de una posterior agresión sexual». Concluida la investigación del caso que permitió detener al Chicle y encontrar el cuerpo de Diana Quer, la jueza la ha transmitido a Fiscalía y a las acusaciones particulares, que cuentan con un plazo de diez días para solicitar la apertura de un juicio oral o su sobreseimiento.

Posible pena

El Chicle se enfrentará a una pena máxima de 16 años, que un experto considera que quedaría reducida a 12. Según el artículo 163 del Código Penal, que regula el delito por detención ilegal, podría ser castigado con una pena de entre cuatro y seis años. El 178, que tipifica las agresiones sexuales, le supondría una sanción de uno a cuatro años de prisión, aunque habría que tener en cuenta también el 180, que aumenta la pena de cuatro a diez años en aquellos casos que revistan violencia o en los que se haga uso de medios peligrosos. De ser declarado culpable, la pena se sumaría a las del resto de las causas.

La víctima afirmó que en el interior del maletero había extendida una manta o sábana

Entre los hechos que destaca la titular del Juzgado de Instrucción y Primera Instancia número 2 de Ribeira en el auto se pone de relieve diversos objetos que los agentes de la Guardia Civil encontraron en el maletero del Chicle. Estos fueron: cinta adhesiva de tipo carrocero, una brida de plástico de color negro y una palanqueta. La jueza hace hincapié también en un detalle referido por la víctima, que aseguró que en el maletero había extendida una manta o sábana.

Es por ello por lo que la togada valora también que Abuín Gey presuntamente no buscaba dinero o completar un secuestro con un fin económico, ya que, además, sobre la familia de la joven no consta potencial monetario. Relaciona la investigación sobre este intento de rapto con la del caso Diana Quer, además de la realizada sobre la supuesta agresión sexual que el Chicle cometió sobre su cuñada y que instruye el juzgado número 2 noiés.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
12 votos
Comentarios

La jueza cree que el Chicle quería agredir sexualmente a la joven que intentó raptar