El barrio de A Barquiña se hunde

a. parada NOIA / LA VOZ

BARBANZA

ANTÓN PARADA

Vecinos de Santa Cristina de Barro denunciaron en el pleno el derrumbe de un galpón debido a una antigua mina

02 ago 2018 . Actualizado a las 13:15 h.

Contra todo pronóstico, la aprobación del presupuesto no fue el punto que más agitación causó el pasado martes en el pleno de Noia. Una moción del PSOE sirvió para destapar el problema que padece una familia del barrio de A Barquiña, a la que se le hundió el suelo bajo un galpón anexo a su vivienda. Entre los restos de un agujero de unos cinco metros de profundidad -que se tragó útiles domésticos y náuticos, así como leña e incluso una camada de crías de gato-, los afectados vislumbraron la entrada a la galería de una antigua mina.

«Ese burato témolo a sete pasos da nosa casa, unha vivenda nova feita no 2006. Non sei se me pode caer tamén, pero a dirección do furado e cara ela», explicó visiblemente angustiada María José González, durante el turno de intervención del público, remarcando que los técnicos a los que la derivó el Concello en un primer momento no actuaron hasta que solicitó que constara por escrito su petición de acudir al terreno.

Otros residentes en Barro tomaron la palabra para expresar su temor de que las galerías puedan extenderse también bajo sus hogares, una cuestión sobre la que una mujer afirmó no haber recibido información alguna cuando, hace un tiempo, compró un inmueble para su restauración. Y es que el único documento en el que aparecen los límites de esta concesión minera caducada, denominada Carmen, es orientativo y data del 1942.