La oferta hotelera de Carnota y Porto do Son se disparará con nuevos proyectos

Aumenta el interés de los empresarios por adquirir construcciones a pie de playa y reformarlas como alojamientos turísticos

sande
ribeira / la voz

Una zona virgen con muchas posibilidades. Así definen los expertos del sector inmobiliario el entorno de Portocubelo, en la parroquia carnotana de Lira. La belleza del lugar tiene mucho que ver con la escasa explotación urbanística que se ha registrado hasta el momento. Con todo, parece que el interés por ampliar la oferta hotelera para que sean más visitantes los que disfruten de sus paisajes va en aumento, y son varios los proyectos que se están fraguando. Carnota mantiene su lucha por convertirse en municipio de interés turístico y, para lograr la distinción, es imprescindible aumentar las plazas de los alojamientos que darán servicio a los foráneos. Lo mismo ocurre en Porto do Son, donde también quieren adquirir y rehabilitar una propiedad en el arenal de Ornanda.

En estos momentos, dos empresarios ultiman la compra de una vivienda de lujo para hacer un hotel en Portocubelo. Una vez que se ha firmado el contrato de arras, la venta se hará efectiva por 360.000 euros. Emplazada en primera línea de playa, tiene cuatro plantas y un amplio terreno. Son un total de 3.700 metros cuadrados los que se pondrán a disposición de los turistas tras una reforma que se prevé que dure unos ocho meses, según fuentes del sector inmobiliario consultadas. Los futuros propietarios estarían pendientes de la licencia de primera ocupación.

En la parroquia carnotana de Lira hay actualmente cuatro establecimientos hoteleros que cuentan con alrededor de dos décadas de antigüedad, por lo que la puesta en marcha de nuevos negocios atraería a un mayor número de turistas hasta el concello.

También en Carnota, en el lugar de Caldebarcos, podría tomar forma a corto plazo un ambicioso proyecto para poner en marcha un hotel, aunque por el momento solo se pueden ver los cimientos. Hace años que se intentó levantar en la zona una urbanización de apartamentos, pero el proyecto se vino abajo y ahora se acaba de comprar la propiedad con el objetivo de convertirla en un complejo hotelero.

También en Caldebarcos se prevé la construcción de un negocio que cuenta con la subvención del GALP 4 y que pondrá en valor la ornitología de la zona con una ambiciosa propuesta.

Un edificio en ruinas

La antigua discoteca Chilangos empaña el paisaje de la playa de Ornanda, en Porto do Son. El alcalde, Luis Oujo, asegura que un empresario está interesado en rehabilitar el inmueble para poner en marcha un hotel, actuación para la que ya se habrían solicitado los permisos. El regidor afirma, asimismo, que otro particular pretende abrir un párking de autocaravanas para dar servicio a esta alternativa turística. «Cada vez recibimos más visitantes y debemos ofrecerles unas instalaciones de calidad», señala el regidor.

El Ayuntamiento también ha intensificado su lucha por conseguir la distinción de municipio de interés turístico. La Axencia de Turismo de Galicia estipula que para lograr el reconocimiento los concellos deben tener un número de plazas de alojamiento y de segunda residencia superior al 50 % de su población.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos
Comentarios

La oferta hotelera de Carnota y Porto do Son se disparará con nuevos proyectos