José Ramón Hombre y el palangrero Camouco, seis meses apresados en Isla Reunión

En Ribeira llegó a constituirse una plataforma para exigir la liberación del patrón


En pie de guerra se encontraba el colectivo del mar ribeirense a estas alturas del año 2000. La guerra emprendida tenía como fin exigir la liberación de José Ramón Hombre, el patrón del Camouco, un barco del palangre que se encontraba retenido en Isla Reunión. El buque había sido acusado de pesca ilegal en el mes de octubre. En Ribeira, las movilizaciones comenzaron después de que el Tribunal Internacional de Hamburgo, adscrito a la ONU, emitiera en febrero una sentencia condenando al gobierno francés a liberar al patrón de la embarcación.

De hecho, en la ciudad incluso llegó a constituirse una plataforma que solicitaba la mediación de la Xunta en el conflicto y que convocó una concentración para exigir el fin de lo que era definido como un secuestro. Pero esta no llegó a realizarse, puesto que José Ramón Hombre fue liberado y regresó a casa el 25 de marzo.

Dos años después, Francia ordenó el hundimiento de la embarcación.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

José Ramón Hombre y el palangrero Camouco, seis meses apresados en Isla Reunión