A Pobra dedicará una calle al escritor Xosé Carlos Mosteiro

La propuesta del gobierno local recibió el respaldo unánime de la corporación, que quiso homenajear al docente recientemente fallecido


RIBEIRA / LA VOZ

En pocos plenos se tratan tantos puntos en apenas tres horas y, lo que es aún más difícil, que todos ellos se aprueben y la gran mayoría por unanimidad. Eso fue lo que pasó el jueves en el Concello de A Pobra, donde más allá de alguna iniciativa que levantó algo de polvareda entre los cuatro grupos políticos, las 15 propuestas que se debatieron consiguieron salir adelante sin mayores enfrentamientos. Aunque la que, sin duda, recibió el mayor apoyo fue la presentada por la edila de Cultura, Genoveva Hermo, que pidió dar el nombre de una calle al escritor y profesor Xosé Carlos Mosteiro Fraga, recientemente fallecido.

La concejala hizo un repaso de su importante labor en defensa del gallego, de su trabajo como docente en el colegio Pilar Maestú, así como de su prolífica creación y de los numerosos premios que recibió. También habló de su «intensa actividade na Asociación Barbantia participando con diversas responsabilidades e colaborando habitualmente e A Voz de Barbantia».

Por todo ello, solicitó rebautizar una calle del municipio con el nombre de Xosé Carlos Mosteiro. «A proposta é a actual travesía Fernández Varela, onde se localiza o domicilio familiar», sugirió, al mismo tiempo que anunció la celebración de un programa de actividades «de promoción e difusión da súa vida e obra».

Todos los concejales de la oposición apoyaron unánimemente la iniciativa para rendir homenaje al docente y escritor, y la representante del BNG Cristina Andrade también aprovechó para recordarle al ejecutivo local que todavía está pendiente dedicar una calle a Anxo Ballesteros, «e neste caso é unha rúa de nova creación e sería máis doado».

Otros cambios en el callejero

Otro de los puntos que se llevó a pleno tenía relación con la solicitud para que se modifique la denominación de varios núcleos y calles que no cumplen la ley de toponimia, y que ahora pasarán a denominarse Aldea Vella, Casa Queimada, Crocha de Poñente y A Mercé.

Cerca de un millón de euros para pagar la deuda

Uno de los asuntos que apenas suscitó debate fue la decisión de destinar el millón de euros del remanente de tesorería a pagar la deuda del Concello. La intención de Nós Pobra era destinar ese dinero a obras, pero la ley les obliga a amortizar la deuda.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

A Pobra dedicará una calle al escritor Xosé Carlos Mosteiro