Un paseo que está a la espera de recibir una nueva oportunidad

Los residentes de esta parroquia pobrense lamentan la falta de mantenimiento y que no se haya recuperado el área de juegos


ribeira / la voz

Han pasado más de 13 años desde que se inauguró el paseo de O Xobre, una senda peatonal de la playa de San Antonio que poco a poco está sufriendo los achaques típicos del paso del tiempo y de un mantenimiento que, según los vecinos de este núcleo pobrense, «podería ser moito mellor». A las deficiencias que presenta el trazado -donde faltan varias baldosas-, se unen algunas papeleras rotas y pintadas en el suelo, farolas y hasta en un atril que hace tiempo perdió la placa con la que se recordaba a Luis Castelao, que durante muchos años fue el párroco de O Xobre.

La falta de varios trozos de barandillas y las hierbas invadiendo aceras, escaleras y el propio paseo son otras de las quejas más repetidas por los usuarios del paraje, uno de los más transitados por aquellos que caminan o practican deporte. Aunque, lo que más molesta a todos, es el vacío que ha dejado un parque infantil que apenas duró un par de años en buen estado. De la zona de juegos, que en un principio contaba con una estructura con toboganes, balancines y hasta columpios, apenas quedan un banco y una pasarela de madera.

Las pintadas fueron las primeras en aparecer en este parque, que luego fue víctima de numerosos destrozos que obligaron a ir eliminando poco a poco todos los juegos, de los que únicamente quedan las huellas del lugar que ocupaban. «Parece mentira que despois de tantos anos ninguén volvera a colocar aquí un parque para os nenos, co lugar tan bo que é este. O único para o que vale agora é para que veñan facer botellón», criticaba un vecino del lugar.

Planes de futuro

Desde el Ayuntamiento de A Pobra han señalado que son conscientes de la buena ubicación que tiene este paseo de O Xobre y, por este motivo, están estudiando la posibilidad de llevar a cabo un proyecto para impulsar la zona, según explicó el alcalde, Xosé Lois Piñeiro, quien por el momento, no quiso desvelar más datos a la espera de que se pueda ejecutar. Lo que sí aclaró es que entre sus planes no está volver a instalar allí una zona infantil. «No Maño xa hai outros dous parques e a nosa intención é reforzar o da Lombiña con máis xogos», anunció el regidor pobrense.

Piñeiro también recordó que, regularmente, se realizan labores de mantenimiento en todo el paseo marítimo, además de desbrozar y acondicionar la parte ajardinada. Asimismo, apuntó que en las últimas semanas se arregló parte de la barandilla que se había venido abajo en la zona más próxima a la iglesia de O Xobre.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Un paseo que está a la espera de recibir una nueva oportunidad