El alto precio de gasoil y electricidad provocan un repunte en la venta de leña

Fogones, cocinas económicas y calderas proliferan en la comarca


Hubo un tiempo en el que la leña era el producto al que recurrían la mayoría de los barbanzanos para caldear sus hogares. Cocinas económicas y fogones constituían el sistema de calefacción que se utilizaba en las viviendas de la comarca. Poco a poco fueron introduciéndose otros mecanismos y gasoil, electricidad y gas fueron ganándole terreno a la madera en este ámbito. Pero, de un tiempo a esta parte, la tendencia ha vuelto a invertirse. El motivo, según los especialistas en la materia, es eminentemente económico.

Así lo confirman los empresarios del sector que trabajan en la comarca. Uno de ellos es Vicente Leis Lourido. Su empresa, Maderas Leis, lleva nada menos que medio siglo dedicándose a la compra y a la venta de madera, aunque desde hace unos años realiza también plantaciones y tareas de limpieza en el monte. En su caso, ha visto como la comercialización de leña se duplicaba, por lo menos en su área de influencia. Desde las instalaciones situadas en Negreira, esta firma abarca un radio que se extiende hasta Santa Comba, Bertamiráns y Outes.

Vicente Leis tiene claro que se ha producido un regreso al uso de la leña como sistema de calefacción de las viviendas. Incluso puede hacerse una idea de los motivos que lo han propiciado: «A xente aposta outra vez pola madeira porque lle resulta máis económico e tamén porque sabe o que consume. No caso de outros sistemas, como o de gasóleo ou eléctrico, as persoas danlle a un botón e non se volven a preocupar ata que lles chega a factura. Non hai tanto control sobre o gasto».

De las charlas con sus clientes, Leis también ha extraído otra conclusión: «O ambiente que xera un fogón de leña ou unha cociña económica é moito máis agradable ca o de outros sistemas, non hai comparación». El precio también es un factor que tienen en cuenta los barbanzanos que buscan tener su casa caldeada durante el invierno.: «Hai 20 anos a madeira en fábrica pagábase moito mellor, agora os prezos están moi baixos con respecto ao pasado».

Todos estos factores han propiciado que Maderas Leis tuviera un ajetreado verano. Y es que, los consumidores de leña sí que han sido previsores y han dedicado los meses estivales a hacer acopio de madera: «En agosto chegamos a facer un viaxe de leña por día cando, desde hai un mes, fixemos catro ou cinco en total. A xente quere mercar cando antes para poñer as achas a resgardo antes de que chova».

Maderas Leis prepara la leña en una finca de Negreira FOTo cedida

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

El alto precio de gasoil y electricidad provocan un repunte en la venta de leña